Ecologistas dicen que la nueva Ley de Costas no altera el proceso de demolición de El Algarrobico

  • WWF sostiene que la norma no frenará el acuerdo alcanzado por el Gobierno central y la Junta

El caso del hotel El Algarrobico (Almería) seguirá su curso, encaminado previsiblemente a su demolición, y queda al margen de la nueva Ley de Costas, cuyo anteproyecto aprobó el pasado viernes el Gobierno en Consejo de Ministros. Así lo aseguró ayer el responsable del programa marino de WWF, José Luis García Varas, tras recordar que el pasado 9 julio el Gobierno central y la Junta anunciaron que habían encargado a la empresa de licitaciones públicas Tragsa un informe de la demolición de este hotel de 20 plantas y 400 habitaciones, situado en el parque natural Cabo de Gata-Níjar. Existe una sentencia firme del Tribunal Supremo que establece en 100 metros el deslinde urbanístico en esa zona protegida, lo que, a juicio de WWF, hace "ilegal e ilegalizable" la edificación, que se levanta a sólo 50 metros de la playa conocida como El Algarrobico.

La futura Ley de Costas no permitirá construir donde antes estaba prohibido y cuenta con una "cláusula anti-Algarrobicos", para actuar frente a acuerdos municipales que aprueben obras contrarias a la ley. El secretario de Estado de Medio Ambiente, Federico Ramos, explicó esta semana que la futura norma tampoco permitirá obras que modifiquen el actual volumen de todas las propiedades ya construidas en el litoral (casas, restaurantes, hoteles u otros), y que se encuentran situadas en suelo de dominio público marítimo terrestre y a las que se les amplía la concesión por 75 años más. En sus disposiciones adicionales la futura ley amnistía a diez barriadas de Girona, Huelva, Alicante, Valencia y Málaga, lo que no significa, según Ramos, que tengan vía libre para aumentar el volumen o la altura cuando hagan obras de mejora.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios