La Junta excluye como accidente laboral la muerte de un obrero por ser sábado

  • Raúl S. G. falleció tras precipitarse desde 50 metros de altura en las obras de la presa de La Breña, en Almodóvar del Río (Córdoba) · CCOO denunciará los hechos ante la Inspección de Trabajo

Comentarios 31

Raúl S. G. falleció ayer a los 32 años de edad tras caer desde unos 50 metros de altura cuando trabajaba como encofrador en las obras de construcción de un nueva pantalla en la presa de La Breña, en la localidad cordobesa de Almodóvar del Río. Su muerte, sin embargo, no figurará en las estadísticas oficiales de la Consejería de Empleo porque tuvo lugar en sábado, fuera del horario habitual de trabajo.

El titular del citado departamento, Antonio Fernández, lamentó ayer el accidente ocurrido en Almodóvar así como un segundo que tuvo lugar en Algodonales (Cádiz) -donde un hombre murió al caer desde el tejado de su casa cuando lo reparaba- y aseguró que, pese a estar ambos relacionados con el sector de la construcción, "con la legislación en la mano, no pueden calificarse como accidentes laborales".

En declaraciones a los periodistas, Fernández afirmó que, en función de los datos que se manejan, "no pueden ser calificados como accidentes de trabajo" ya que, "el sábado es día inhábil en el sector de la construcción" y, en uno de los casos -en el de Algodonales-, el fallecido "realizaba un trabajo en beneficio propio y en su hogar".

La caída mortal de Raúl S. G. tuvo lugar en torno a las 08.45, cuando se precipitó desde 50 metros de altura al suelo, ya que en el lugar de la presa donde cayó aún no había agua. Los compañeros de la víctima, que trabajaba en la empresa Viguecons Estévez de Almodóvar del Río, una subcontrata de la firma Dragados, avisaron inmediatamente a los servicios de emergencia.

Hasta el lugar de los hechos se desplazaron efectivos de los Bomberos de Palma del Río, la Policía Local, la Guardia Civil y el servicio médico del 061 que, a su llegada al lugar del siniestro, no pudieron hacer nada por salvar la vida del hombre, que ya había fallecido. También acudieron el servicio de prevención de riesgos laborales y la Inspección de Trabajo.

Los efectivos médicos atendieron en el lugar del accidente a otro de los trabajadores que sufrió una crisis de ansiedad a causa del suceso y tuvo que ser sedado, aunque no precisó traslado a ningún centro hospitalario.

Comisiones Obreras anunció ayer la presentación de una denuncia ante la Inspección de Trabajo y que solicitará la investigación a fondo de lo ocurrido. Uno de los responsables sindicales, Andrés Pozuelo, señaló tras conversar con la responsable de seguridad de la obra que, "a pesar de las medidas de seguridad empleadas y al margen de lo que dictamine la Inspección de Trabajo, este trabajo específico debería contar con medidas de seguridad adicionales".

Pozuelo indicó que, según la citada responsable, el joven fallecido tenía el arnés puesto, por lo que "o no lo ha anclado bien o algo ha fallado". Según los datos que baraja el sindicato, el sistema utilizado para encofrar las pantallas de la presa no permitía la instalación de redes de seguridad ni el anclaje de líneas de vida, aunque "siempre hay otras fórmulas".

El dirigente de CCOO recalcó que, según ley, los trabajos en altura deben realizarse "con cinturón de seguridad y en un sitio donde se pueda anclar" y que "los técnicos de seguridad están para buscar soluciones" ante las dificultades para adoptar medidas de prevención.

Pozuelo indicó que en la obra de La Breña II se han producido "muchos más" incidentes no tan graves, pero que no han transcendido, aunque en marzo de este año los Servicios de Emergencias informaban de que otro trabajador de 37 años resultó herido grave tras caerle material de la obra encima en este misma construcción.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios