Desarrollo sostenible Unas 5.500 grullas se concentran en Córdoba

Miles de aves migratorias se convierten en nuevo reclamo turístico

  • Medio Ambiente busca potenciar el turismo ornitológico aprovechando la diversidad de especies de Andalucía

Comentarios 1

El peculiar trompeteo de las grullas inundan estos días los campos del Valle de los Pedroches y el Alto Guadiato. Son 5.500 los ejemplares que campan por allí pasando el invierno, y aun así son pocos, algo más de la mitad de los censados en 2007. Una situación que se explica por las inusuales suaves temperaturas registradas este año y que han llevado a estas migratorias a pasar el invierno más al norte. Un indicador más de lo que es más que probable que ocurra en Andalucía con el calentamiento global. Aun así, resulta espectacular la escenografía que se contempla en los espacios húmedos cordobeses que sirven de dormidero a estas aves de algo más de 1,20 metros de altura y 2,50 metros de envergadura. Allí pueden contemplarse al atardecer y en las primeras horas del día como miles de ellas se concentran para protegerse.

La grulla es gritona, y mucho. Llega desde el norte de Europa a las dehesas de Córdoba, aunque también se concentra en otros puntos de Andalucía, buscando donde pasar los fríos del invierno alimentándose de bellotas y de los cultivos tradicionales. Durante estos meses mantiene un comportamiento similar al de un ave esteparia y ahora comparte espacio en el Alto Guadiato con avutardas, alcaravanes, ortegas, elanios, cernícalos, perdices, codornices, cogujadas, trigueros, sisones o las garcillas, que con sus blancas plumas van siguiendo a los arados en busca de algo que llevarse al pico. También paran por allí durante estos días el aguilucho pálido, el esmerejón, el halcón peregrino, la alondra, la tarabilla norteña o la lavandera blanca. Las avefrías y los chorlitos dorados son otras de las especies que se concentran en la zona.

Éste es un buen ejemplo, entienden en la Consejería de Medio Ambiente, del potencial del turismo ornitológico en Andalucía como una nueva forma de conseguir una actividad económica sostenible que potencie el desarrollo rural en el interior de la comunidad. En los pueblos de estas comarcas cordobesas, sin embargo, aún son pocas las empresas que han apostado claramente por este sector tan especializado dentro de la industria del turismo.

El panorama, sin embargo, puede cambiar radicalmente; al menos éste es el objetivo de la Junta. El próximo otoño, y en colaboración con la Fundación Migres, organiza en Tarifa una Feria Internacional de Ornitología coincidiendo con el pasos de las aves migratorias por el Estrecho, que se produce en septiembre. Desde la Consejería recuerdan que Andalucía es una de los territorios europeos donde se concentra un mayor número de lugares especialmente adecuados para la observación de aves, sobre todo en las zonas húmedas como Doñana y las lagunas de Málaga, Almería, Jaén y Granada.

más noticias de ANDALUCÍA Ir a la sección Andalucía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios