El PSOE prevé la elección del director de RTVA al comienzo de la legislatura

  • "Queremos ser consecuentes con lo aprobado y debemos resolver este asunto lo antes posible, porque hay que dar credibilidad a una ley que ha tenido una tramitación demasiada larga", apuntó Luis Pizarro

Comentarios 6

El PSOE-A ha situado una de sus primeras prioridades políticas del próximo periodo de sesiones parlamentarias en la aplicación de la ley de la RTVA, que incluye la elección por la Cámara de su director general, y prevé designar al nuevo consejo de administración en el primer pleno ordinario.

La idea del PSOE-A es que esta ley, aprobada en diciembre pasado y una de las que más retrasos cosechó en el pasado mandato, comience a aplicarse "cuanto antes", con lo que los plazos que prevé, una vez celebrada la investidura del presidente de la Junta, Manuel Chaves, pasan por aprobar en el primer o segundo pleno ordinario de la Cámara la composición del nuevo consejo de administración y a partir de ahí elegir al nuevo director general, ha anunciado el secretario de la Organización socialista, Luis Pizarro.

"Queremos ser consecuentes con lo aprobado y debemos resolver este asunto lo antes posible, porque hay que dar credibilidad a una ley que ha tenido una tramitación demasiada larga", ha apuntado.

Para la designación del principal responsable del ente público andaluz, los socialistas han expresado su voluntad de alcanzar un acuerdo con el PP e IU, pero Pizarro ha avisado de que si esto no es posible su grupo pondrá en marcha los mecanismos que prevé la ley.

"No queremos condiciones previas, como está planteando el PP, que ha dicho que para la elección del director general hay que hacer una nueva la ley", ha advertido Pizarro, en relación a que la norma permite la elección también por dos partidos y, gracias a una cláusula, por la mayoría absoluta de los socialistas.

El secretario de Organización puso esta actitud del PP como ejemplo de lo que los socialistas creen que hará el principal partido de la oposición durante la legislatura, por lo que ha vaticinado que "no pondrá fáciles las cosas", pese a que ha considerado que el acuerdo alcanzado en la composición de la Mesa del Parlamento supone un "buen comienzo".

Los socialistas andaluces, que celebraron hoy una reunión de los secretarios de área de la Comisión Ejecutiva regional, han trazado la líneas de trabajo para el comienzo del curso político, especialmente ante la inminente cita de la investidura de Manuel Chaves, prevista para el 16 y 17 de abril.

Partiendo de la idea de que el Parlamento desempeñará el papel de la "centralidad" política, Pizarro ha insistido en varias ocasiones en la vocación de diálogo y consenso que su partido quiere ofrecer al PP e IU sobre los grandes temas que se debatirán en estos cuatro años de mandato, si bien ha señalado que a su partido, que ostenta la mayoría absoluta por segunda vez consecutiva, "no le hacen falta" alianzas para cumplir con su programa electoral.

En una legislatura que estará marcada por la nueva financiación autonómica, el cobro de la deuda histórica y el desarrollo del Estatuto de Autonomía, el PSOE-A está convencido de que el acuerdo alcanzado con PP e IU sobre el Estatuto "debe facilitar" en el Parlamento el "camino" del acuerdo, un objetivo en el que -según Pizarro- su partido va a "perseverar".

Respecto al desarrollo del Estatuto, ha pedido a la oposición que sea "consecuente y consciente" de que en cuatro años "no vamos a agotar" su contenido.

La aprobación de la ley que regula el derecho a una vivienda en Andalucía o las futuras leyes de inclusión social, salud pública o del trabajo de los autónomos serán otras de las prioridades de los socialistas, que se han comprometido también a resolver las futuras normas sobre régimen local y la de participación de los ayuntamientos en los tributos de la comunidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios