Del Valle planeó su huida y tramitaba el cobro de su pensión en Francia

  • El presunto asesino de Mari Luz barajaba la posibilidad de irse a Cuba antes de ser detenido en Cuenca el pasado 25 de marzo junto a su mujer y una hermana

Santiago del Valle, el presunto asesino de Mari Luz Cortés, se escondió en el pequeño pueblo conquense de Pajaroncillo junto a su mujer y una de sus hermanas, pero no entraba en sus planes quedarse por mucho más tiempo porque programaba ya su marcha del país cuando fue detenido por la Policía Nacional el pasado 25 de marzo.

Según ha podido confirmar este diario, Del Valle tenía dos posibles destinos: Francia y Cuba.

Sus idas y venidas de Pajaroncillo (donde alquiló una casa junto a su esposa, Isabel, y a la que más tarde se incorporó su hermana Rosa) a Cuenca capital podrían estar directamente relacionadas con sus planes. El presunto autor de la muerte de la niña estaba realizando trámites administrativos para poder cobrar su pensión en Francia y, en paralelo, tenía algunos contactos y había hecho algunas gestiones en Cuba.

Del mismo modo que huyó de Huelva el día después de que desapareciera la pequeña, Del Valle (y presumiblemente sus cómplices) tenía un pie en España y otro en el extranjero. Los investigadores de la Policía Nacional encargados del caso, que en ningún momento perdieron la pista del que fue el principal sospechoso desde el primer momento, abortaron la huida.

Tras el levantamiento parcial del secreto de sumario (que afecta a las actuaciones judiciales llevadas a cabo desde el 17 de enero al 7 de marzo, fecha en la que fue hallado el cuerpo sin vida de Mari Luz), el subdelegado del Gobierno en Huelva, Manuel Bago, señaló que la apertura de las diligencias a las partes servirá para que se conozca "el gran trabajo realizado por la Policía Nacional". Bago aseguró que esta labor hasta ahora "no ha sido suficientemente valorada" por las circunstancias que se produjeron en los días posteriores a la detención, cuando se hizo pública la cadena de errores judiciales que permitieron al presunto asesino estar en libertad pese a a tener condenas pendientes por abusos sexuales.

Según el subedelegado del Gobierno, la actuación de la Policía Nacional en la desaparición y muerte de Mari Luz Cortés ha supuesto "una de las páginas más brillantes de su historia en Huelva", algo que se pondrá de manifiesto cuando se conozca el expediente en su totalidad y las diligencias que están en manos del Juzgado de Instrucción número 1, encargado del caso.

La familia Cortés ha anunciado un recorrido por toda España para recoger firmas de apoyo a la petición de cadena perpetua para este tipo de delitos y se reunirá el lunes con el alcalde, Pedro Rodríguez, para pedirle apoyo.

El obispo de Huelva, José Viaplana, dijo "comprender" la demanda de la familia por la tragedia que ha sufrido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios