Los costes laborales de los hombres superan un 38% a los de las mujeres

  • Los estereotipos asociados a las trabajadoras acarrean una rebaja media de 390 euros mensuales, según la Junta

¿Hay diferencias entre los costes laborales de hombres y mujeres una vez evaluadas sus ausencias del puesto de trabajo debido a los permisos de paternidad y maternidad, las bajas por enfermedad o accidente, la conflictividad laboral, las responsabilidades familiares y el tiempo que tardan en tomar un café en horario laboral? Si echamos mano de los estereotipos más comunes o, al menos, de los que predominan en la mayor parte de las empresas andaluzas, concluiremos que contratar a las mujeres resulta más caro y menos eficiente porque son ellas las que dedican más tiempo al cuidado de los hijos y a las tareas domésticas; si, por contra, recurrimos a los cálculos econométricos, veremos cómo sale a flote otra realidad.

A lo lo largo del último año, la Dirección general de Planificación de la Consejería de Economía ha trabajado en un ambicioso informe que la ha llevado a analizar 23 variables sobre la situación laboral de los andaluces -excluido el personal de las administraciones públicas y los trabajadores agrícolas por la especificidad de su régimen- y a cruzar 150 millones de datos para concluir que los costes laborales de los hombres son, como media, un 38,3 por ciento más altos que los de las mujeres si se tienen en cuenta factores como los salarios, las cotizaciones sociales a cargo de las empresas, las jornadas no trabajadas (excluidas las vacaciones), las bonificaciones y reducciones a las cuotas de la Seguridad Social y la movilidad laboral derivada de la rescisión laboral de forma unilateral por parte de los trabajadores, un factor que genera unos costes de búsqueda y, en ocasiones, de formación de sus sustituto, que varían entre el 75 y el 150 por ciento del salario, dependiendo de la cualificación profesional.

El informe, presentado ayer en Málaga por el consejero de Economía, José Antonio Griñán, durante un congreso sobre Presupuestos e Igualdad de Género, señala que las mujeres presentan un 33,7 por ciento más de jornadas no trabajadas que los hombres porque en una sociedad desigual como la nuestra la asignación de las tareas familiares recae sobre ellas -aunque estas ausencias supongan sólo un 1,7 por ciento del total de los costes laborales- y que, por contra, su movilidad laboral es un 38 por ciento inferior. Respecto a las bonificaciones a las cotizaciones, éstas son 3,3 veces mayores en el caso de las mujeres. Y también que dedican un 10 por ciento menos que los hombres a hacer una pausa para tomar café.

Los estereotipos, sin embargo, se imponen, de tal manera que el 51,4 por ciento del menor coste laboral de las mujeres está fundamentado en su condición de mujeres. La consecuencia en dinero contante es que "los empresarios andaluces aplican un descuento medio de 390 euros en los costes laborales de las mujeres sin justificación objetiva", dijo Griñán.

"A pesar de las leyes, las mujeres", que presentan además una cualificación profesional superior a la masculina, "se siguen enfrentado a situaciones de discriminación que conspiran contra la igualdad, lo que a su vez nos lleva a pensar que o bien las medidas que tratan de apoyar la igualdad son insuficientes o bien no están adecuadamente orientadas", añadió el titular de Economía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios