La dirección de IU en Córdoba reprende a los críticos

No hubo comunicación previa ni debate sobre las disensiones. Ésa es la principal queja que tiene la dirección provincial de Izquierda Unida con el manifiesto que ayer presentaron varios cargos públicos -alcaldes y la delegada de Vivienda y Turismo- pero que viene de la mano del sector oficialista de IU que tiene en dirigentes como la consejera Elena Cortés, la secretaria del PCA Alba Doblas y el máximo responsable de los comunistas andaluces, el senador José Manuel Mariscal, sus principales defensores.

El propio García reclamó ayer que este tipo de cuestiones se planteen antes en los foros internos de Izquierda Unida antes de que salten a los medios como se hizo durante la mañana del miércoles.

El coordinador provincial y aspirante a seguir como líder de Izquierda Unida en la provinicia aseguró que la suya es una organización abierta y plural donde se pueden decir este tipo de cuestiones sin que el asunto se interprete públicamente como un motivo de división interna, que es precisamente de lo que se trata la cuestión. Según aseguró, en la última sesión del máximo órgano entre asambleas nadie le dijo directamente que no lo quería como coordinador de IU, un cargo al que accedió cuando se produjo la dimisión irrevocable de Francisco Martínez en protesta por que no se habían respetado las votaciones para la persona que encabezó la lista de las elecciones autonómicas.

El grupo crítico asegura no tener nombres sino una apuesta de contenidos. Desde hace semanas, se lleva barajando el nombre de la portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Castro del Río, Marisa Ruz, quien ya estuvo en las quinielas para ser la representante de la consejera Cortés en la provincia de Córdoba como delegada territorial. Varias fuentes de IU aseguran que se trata de una posibilidad con escasas opciones de éxito.

García negó ayer que exista una rebelión interna dentro de la organización protagonizada por cargos públicos. A su juicio, cada cual se está posicionando de cara a la próxima asamblea provincial en una liturgia que es bien conocida en el funcionamiento interno de Izquierda Unida.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios