Los empleados públicos de la Junta recuperan el lunes las 35 horas semanales

  • La restitución de la nueva jornada entra en vigor a la espera del sí del Gobierno de Rajoy

Susana Díaz responde a los periodistas, ayer en Córdoba. Susana Díaz responde a los periodistas, ayer en Córdoba.

Susana Díaz responde a los periodistas, ayer en Córdoba. / josé martínez asencio

Comentarios 1

La inmensa mayoría de los aproximadamente 270.000 empleados públicos andaluces recuperan a partir de pasado mañana la jornada laboral de 35 horas semanales, poniendo fin a la 37,5 horas, actualmente en vigor. El regreso al horario que regía hasta ahora era una antigua reivindicación de los trabajadores de la Administración andaluza, que esta vez sí recibieron con los brazos abiertos -y hasta el aplauso- una medida del Ejecutivo presidido por Susana Díaz. Los sindicatos, en bloque, también han venido defendiendo el regreso a las 35 horas semanales, que fueron suprimidas y ampliadas a las 37,5 horas por el Gobierno de Mariano Rajoy nada más aterrizar en la Moncloa en 2012 dentro del paquete de medidas para racionalizar el gasto público.

La vuelta a las 35 horas semanales en Andalucía es fruto del acuerdo suscrito en junio del año pasado entre el Ejecutivo autonómico y los sindicatos presentes en la mesa general de negociación común de la Administración de la Junta, CCOO, UGT y CSIF. Ambas partes destacaron entonces que el beneficio principal de la reducción de la jornada radica en la "respuesta que da a las necesidades de conciliación personal, familiar y laboral".

Pero sobre este decreto del Gobierno andaluz se cierne la sombra de una posible revocación del Ejecutivo central en forma de recurso en el Tribunal Constitucional. Éste sólo tendría que admitirlo a trámite para que los empleados públicos de la Junta volvieran a las 37,5 horas semanales, pues la suspensión del decreto andaluz sería automática. La negociación sobre este asunto entre ambas administraciones, que se inician el miércoles en el marco de la Comisión Bilateral, determinará si el futuro de las 35 horas semanales es flor de un día -como ocurrió en Castilla-La Mancha- o se mantiene.

Ayer, el secretario general de CCOO Andalucía, Francisco Carbonero, defendió que la medida puesta en marcha en la administración autonómica se extienda también a las diputaciones y a los ayuntamientos. Carbonero no ocultó que la aplicación real de las 35 horas genera incertidumbre entre los trabajadores "por la actitud del PP". CCOO-A reclamará a la Junta una oferta de em pleo público extraordinaria si Rajoy no funde la medida.

Por su parte, CSIF-A mostró su confianza en que la restitución de las 35 horas semanales se produzca con "total normalidad" y sin incidencias en todos los centros de trabajo de la Junta. El presidente del sindicato, José Luis Heredia, resaltó que "más allá de las restitución de un derecho de todos los empleados públicos, se trata de una medida que va a fomentar la creación de empleo público estable y de calidad, vital dado el grave déficit de personal que sufren los servicios públicos andaluces".

El coordinador general de IU Andalucía, Antonio Maíllo, mostró su respaldo a la aplicación de las 35 horas, pero pidió que la medida se aplique con seguridad jurídica y que haya un mecanismo de compensación para crear puestos de trabajo.

más noticias de ANDALUCÍA Ir a la sección Andalucía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios