A la escuela de mayores

  • Los matriculados en la Educación para Adultos estaban hace unos 20 años vinculados a la alfabetización pero, desde comienzos de la crisis, la edad ha disminuido y el objetivo es conseguir el graduado en ESO.

Si hace unos 20 años el principal objetivo de los centros de Educación para Adultos era la alfabetización, en los últimos cuatro años sus alumnos tratan, sobre todo, de conseguir el graudado en Educación Secundaria Obligatoria y de este modo aspirar a unas oposiciones o a unos estudios de grado medio y, en menor medida, para acceder a la universidad por la vía de mayores de 25 años.

Esto ha hecho que el perfil del estudiante también cambie.Hace unos 20 ó 30 años el perfil era de mujer mayor de 50 años sin estudios o neolectora, actualmente se ha equilibrado la diferencia entre hombres y mujeres en el alumnado y la edad ha bajado a partir de 30 y 40 años.

En Andalucía, la Educación Secundaria Obligatoria para adultos se imparte en un total de 100 centros. Además están los cursos de preparación para el acceso a ciclos formativos de formación profesional de grado superior.

Pero si hay algo en lo que ha destacado el curso 2012/2013 es por el aumento de los matriculados en la provincia en enseñanza de adultos, con 3.013 alumnos más. Esto supone un total de 46.057 alumnos matriculados en la educación permanente de adultos, de los que 26.309 están en la permanente, 8.832 en la EducaciónSecundaria de Adultos, 8.096 en el Bachillerato y 2.739 en los Ciclos Formativos.

Existen en la provincia cinco redes de aprendizaje permanente formadas por 32 Ceper (Centros de Educación Permanente) o centro matriz y 87 Sepes (Secciones de Educación Permanente) o secciones delegadas que dependen de esos centros. Asimismo, la red la componenen también 33 IES donde se imparten EducaciónSecundaria Permanente de Adultos, bachillerato, ciclos formativos, tanto en la modalidad presencial como semipresencial.

En la provincia, uno de los pioneros en la implantación de la enseñanza de adultos es el AntonioSánchez Galán, en Los Palacios y Villafranca. Este año cuenta con 420 alumnos matriculados repartidos en 14 grupos en horarios de mañana y tarde.

Así, este año existen seis grupos en el colegio de la Laguna de Caro, otros seis en el antiguo colegio Andrés Bernáldez, además de un aula en El Trobal y otro en el Centro de Drogodependientes. Por primera vez, el centro contará con aula de informática. Este centro es el primero que se creó en toda Andalucía hace casi 30 años, cuando llegaron a la localidad cuatro profesores para poner en marcha un proyecto que después fue implantando en otros puntos de la comunidad.

La demanda de educación para adultos sigue aumentando y en esta centro hay 40 solicitudes en lista de espera, pendientes de bajas. Y es que desde hace unos años, coincidiendo con el inicio de la crisis, hay por parte del alumno más necesidad de un título, no sólo para incrementar su formación sino para encontrar trabajo. Su director, José Amador, lleva 18 años en Eduación de Adultos y asegura que en los últimos años, con la crisis, ha aumentado el número de alumnos que se matriculan oppara conseguir el graduado en Secundaria, seguidos por los que preparan el acceso a un grado medio.

En cuanto a planes de estudio, el Centro de Adultos ofrece tres tipos de formación; una formación básica, dirigida fundamentalmente a personas mayores para cubrir carencias de alfabetización, aunque este tipo de grupos tienden a disminuir y actualmente sólo existen tres. Los que más interés despiertan son los grupos de formación para conseguir el graduado en Secundaria, con dos modalidades; una de preparación para pruebas libres, y otra modalidad semipresencial, dirigida a alumnos que previamente tienen algún ámbito aprobado en pruebas libres anteriores y en la que están en contacto con el IES Diego Llorente, que realiza una evaluación trimestral. Su director, José Amador, recuerda que si en un principio la prioridad de este tipo de educación era la alfabetización, ahora han pasado a un segundo plano.

Por otro lado, en Mairena delAlcor se encuentra el centro de educación de adultos Alconchel, con más de 200 alumnos matriculados este curso. Según su director, Antonio Vázquez, "los alumnos de los grupos de secundaria han pasado en los dos últimos años de no más de 20 matriculados en los dos niveles a más de 100 divididos en cuatro grupos. De hecho, la lista de espera hemos tenido que derivarlaa un grupo que organiza el Ayuntamiento para la preparación de las pruebas libres".

Las clases se imparten en la Villa del Conocimiento y las Artes. La oferta educativa del centro ha variado por la demanda de educación semipresencial por lo que se ha duplicado en educación secundaria contando con grupos de mañana y para los dos niveles de los cuales consta la formación.

Se ha visto perjudicado el grupo de alumnos de Interculturalidad, Español para extranjeros, que desaparece por falta de horas de profesorado y a los que se intentará incorporar en otros planes.

Por otro lado, con el fin de aliviar de alumnado on line al Instituto Cristóbal de Monroy, la Delegación Provincial de Educación ha impuesto una serie de cambios en la organización del centro en el tema de enseñanza Secundaria. Para el nivel II de la educación semipresencial, el Instituto San Isidoro de Sevilla será el que marque las pautas y evalúe al alumnado del centro. En el curso pasado se cumplió la petición que se venia haciendo desde hace varios años con la incorporación de una profesora de inglés .

En este centro, el alumnado presenta tres perfiles diferenciados. Por un lado, el grupo de mayores que formaba el grueso hasta hace unos años y que ahora ha remitido, que requieren una alfabetización que las circunstancias de su vida les privó. Además está el colectivo de emigrantes para aprender español y por último el de quienes provienen de etapas educativas no terminadas con éxito y que deciden siobreponerse al fracaso escolar.

El Alconchel está abierto desde principios de los 80 y su director, Antonio Vázquez, ha visto como ha cambiado el alumnado. "Se ha diversificado, pasando de personas maduras a otro más joven que necesita el graduado para encontrar un empleo. La variable del sexo no se ha alterado mucho, si bien las mujeres siguen siendo más numerosas".

En Gines, el centro de Educación Permanente está ubicado en la Hacienda de la Concepción y tiene la particularidad de depender del Ayuntamiento y de la Delegación de Educación. La oferta formativa se divide en varias ramas. La primera de ellas, denominada Plan de Formación Básica para personas adultas, incluye los cursos de alfabetización en los que los alumnos se enfrentan a las disciplinas de lectura, escritura y matemáticas básicas y formación básica.

Bajo el nombre Planes Educativos de Carácter No Formal para personas adultas, en la segunda rama se encuentran cursos como el de preparación para la obtención del título de graduado en Secundaria, alfabetización en nuevas tecnologías, español para extranjeros, e iniciación a un idioma extranjero.

Por último, en el apartado de Formación de Posgrado están los cursos de acceso a la Universidad para mayores de 25 años, lengua de signos, y acceso a la Universidad para mayores de 45 años.

A estos cursos se unen otras actividades complementarias como visitas culturales, talleres, jornadas y encuentros de muy diverso tipo, destinadas a ampliar los conocimientos del alumnado. Todo ello encaminado, además, a fomentar el asociacionismo y la convivencia entre los vecinos del mismo municipio.

Soledad Rey es junto a Concepción Caro Negrón, jefa de estudios delegada y la responsable del centro de Gines, que pertenece a una red de centros de educación cuya cabeza está en Camas. Soledad es profesora municipal del Centro de Educación y asegura que ha habido un aumento de alumnos, sobre todo en los últimos tres años. "Se trata de personas que necesitan una titualción para acceder al empleo".

Ese centro lleva funcionando desde hace 23 cursos y aunque hace 20 años la edad media del alumnado era mayor, ahor aparece haber descendido.

Algo en lo que coinciden varios responsables de centros de educación de adultos de la provincia es en el descenso alumnos matriculados en los cursos de español para extranjeros y en el cambio de nacionalidad de origen. Si en un principio había mayoría de África y Europa del Este, ahora la mayoría son franceses y holandeses, "por lo menos en lo que respecta al Aljarafe", según explica Soledad Rey.

Encarna Alonso es la directora del Centro de Educación Permanente de Alcalá de Guadaíra El Perejil y a lo largo de su experiencia como profesora de adultos ha sido testigo de cómo ha ido cambiando el perfil del estudiante. "Hasta hace unos cuatro año la media de edad del alumnado era mayor y en su mayría se trataba de educación para neolectores. Con la actual normativa este tipo de demanda educativa pasa a tener dos niveles con una permanencia máxima de dos años en cada uno, pasando después a los progrmas de hábitos de vida saludable".

En este centro de Alcalá de Guadaíra tambien han notado el aumento de la demanda de gradudado de secunadaria. Ahora existen en El Perejil cuatro grupos de tutoría de apoyo al estudio. Hay 115 alumnos con una ratio de 27 por aula y una gran lista de espera. En Nuevas Tecnologías, una de las más demandadas, hay 11 grupos con 15 ó 16 alumnos y un grupo de inglés de uso básico con 20 alumnos.

En Alcalá elcentro funciona desde mediados de los años 80 y está repartido entre cuatro aulas en un centro de primaria, el Instituto Albero y un centro de mayores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios