La heroína rebelde de Paco R. Baños

Nadia de Santiago protagoniza 'Ali', el primer largometraje de este director y guionista de gran experiencia en la industria andaluza · Producido por Letra M, cuenta con Verónica Forqué y compite por la Biznaga de Oro.

Charo Ramos/ Sevilla | Actualizado 25.04.2012 - 11:42
zoom
zoom
zoom
Share
Hace ahora dos décadas, Paco R. Baños rodaba en vídeo numerosos cortos, con amigos como Alberto Rodríguez, Ana Rosa Diego, Daniel de Zayas o Encarnación Iglesias tras la cámara, y otros, como Marta Paneque, delante de ella. Eran los tiempos de la primera promoción de la recién creada Facultad de Comunicación Audiovisual de Sevilla y de aquel inquieto laboratorio surgieron la productora Letra M, de la que él es socio fundador, y una de las mejores generaciones de cineastas que ha visto Andalucía. Baños, que ha trabajado de script en una larga serie de películas andaluzas en la última década, como After de Alberto Rodríguez, y fue asistente de dirección en el primer largo de Ana Rosa Diego (Siempre hay tiempo), presenta hoy en el Festival de Málaga su opera prima: Ali.

Se espera con interés el debut en la dirección de este sevillano de ascendencia portuguesa -su padre era natural de Funchal, la capital de Madeira- y cuya cultura cinéfila y sensibilidad siempre han sido muy apreciadas en festivales como Gijón, que seleccionó en la etapa de José Luis Cienfuegos su corto Necesidades, ganador del concurso de Versión Española en RTVE.

Nadia de Santiago, nominada al Goya como actriz revelación por su papel en Las trece rosas, es la protagonista de Ali, una historia fresca y un tanto disparatada, en la que encarna a una chica de 18 años con miedo a conducir y a enamorarse. Ali reparte su tiempo entre el hipermercado en el que trabaja y el hogar que comparte con su madre, Verónica Forqué. El duelo interpretativo entre las dos actrices es otro atractivo de esta cinta, escrita junto a Rafa Cobos (guionista de 7 Vírgenes o After) y que Baños completó la semana pasada, justo a tiempo para competir por la Biznaga de Oro del certamen malagueño.

"Ali se ha construido una máscara tras la cual se siente invulnerable", explica. "Es descarada y se comporta como una adolescente con sus amigas Manuela y Blanca, que trabajan con ella. En cambio, con su madre y su vecino Vicente (Julián Villagrán) conforma otro universo particular, donde ella hace las veces de cuidadora y psicóloga. El personaje de Verónica Forqué, que ha tenido cinco novios que han terminado yéndose, le enseña a Ali que las relaciones producen dolor. Pero esto no es un drama: todo se desarrolla sutilmente y tiene ese toque indie de las películas que me gustan", confiesa su director, citando títulos como Wonderland de Winterbottom, Buffalo' 66 de Vincent Gallo y, sobre todo, Blue Valentine, de Derek Cianfrance. "Son cintas que tienen algo especial que las hace muy grandes. Y así quise que fuera Ali: no una gran historia sino una obra intimista y a ratos irreverente".

Para Paco R. Baños, "es un privilegio poder contar una historia. Me gusta codearme con todos los departamentos: localización, arte, edición, vestuario... Todas las labores son de un enriquecimiento continuo". Reconoce sin ambages haber contado aquí con actores extraordinarios. "Verónica Forqué hace un trabajo diferente a los que podemos recordar de ella. No es una locuela sin control, sino una madre un tanto atípica pero muy entrañable", destaca. "Con Nadia de Santiago fue oírla hablar, verla sonreír y saber al instante que me caía bien, que era la Ali que buscábamos", añade, antes de elogiar al resto del reparto: Luis Marco, Adrián Lamana, Villagrán, Angy Fernández, Clara Vázquez...

Rodada "en una Sevilla inédita y poco reconocible" y los Caños de Meca (Cádiz), la cinta cuenta con la banda sonora del jerezano Julio de Rosa, "que contribuye a esa atmósfera independiente y subraya el lado punk del personaje de Ali. Queríamos música rockera y un tono de canciones que sonara a garaje mal hecho. Julio ha compuesto incluso el hilo musical seudohawaiano que suena en el hipermercado, un espacio visualmente fascinante".

Ali es la tercera película producida por Letra M, tras Carlos contra el mundo, del malagueño Chiqui Carabante, y Siempre hay tiempo, que fue premiada en el Festival de Huelva. "Estoy muy contento de haberla sacado adelante con los socios con los que llevo trabajando casi 20 años", recalca Paco R. Baños. Carabante también presenta obra en la sección Zonacine del festival: 12+1. Una comedia metafísica. Pero con quien sí compite Ali es con Carmina o revienta, el debut en la dirección del actor Paco León, que produce Álvaro Alonso (socio también de Letra M) con su otro sello, Jaleo Film.

Arriba, Paco R. Baños dirigiendo a Nadia de Santiago (Ali) durante el rodaje. Abajo, la actriz junto a Verónica Forqué, que encarna a su madre; con sus amigas Manuela y Blanca (Angy Fernández y Clara Vázquez) y con su vecino Vicente, un joven que alardea de tener una novia en Bollywood y al que da vida Julián Villagrán.
1 comentario
  • 1 espe 25.04.2012, 09:16

    Os deseo mucha suerte, hoy más que nunca hay que reivindicar que en nuestra tierra hay mucho talento.

Normas de uso

Este periódico no se responsabiliza de las opiniones vertidas en esta sección y se reserva el derecho de no publicar los mensajes de contenido ofensivo o discriminatorio.

Nuevo comentario