cómics

El origen de Santa Claus

  • Grant Morrison garantiza múltiples lecturas de un relato de heroicidad, secretos familiares, épica, magia y lucha contra la tiranía

Artistas con conciencia de autor. Artistas con conciencia de autor.

Artistas con conciencia de autor.

Un fornido comerciante atraviesa las montañas nevadas, tirando de su trineo cargado de carne y pieles, y llega a la ciudad amurallada de Grimsvig. Busca hacer negocio con su mercancía, pero es recibido por un grupo de soldados que le da una paliza, le roba y lo devuelve a la nieve con las manos atadas, avisándole de que los forasteros no son bienvenidos por orden del barón que gobierna la ciudad. Es la festividad de Yule, en pleno solsticio de invierno, y otro mandato del barón ha prohibido los regalos a los niños, pues "todos los juguetes son propiedad del señorito Jonas", el hijo del barón, "para su goce y disfrute". Los soldados persiguen al forastero por la nieve, para rematarlo, pero una enorme loba blanca acude en ayuda del desdichado, ataca a los soldados y lo libera de sus ataduras. Más tarde, en plena noche cerrada en el bosque, el comerciante prepara un caldo sanador de propiedades mágicas y concita con su flauta a los señores de la luz que lo conducen, en medio de un viaje lisérgico, hasta una brillante daga. Al despertar, el hombre está rodeado de juguetes y se pregunta: "¿Qué hice anoche? ¿Y qué se supone que debo hacer ahora?". Así comienza Klaus, la nueva obra del afamado Grant Morrison, siete números dibujados por el ilustrador costarricense Dan Mora, publicados originalmente por Boom! Studios entre 2015 y 2016 y recogidos por Panini en un solo tomo que también incluye las cubiertas alternativas (entre ellas, una estupenda de David Rubín). Morrison ha cimentado su carrera con títulos tan imprescindibles del tebeo de superhéroes como Zenith, Animal Man, Doom Patrol, Flex Mentallo, JLA, New X-Men, All-Star Superman, Final Crisis, El Multiverso o una abultada ristra de trabajos para Batman que incluye la novela gráfica Asilo Arkham, la miniserie Gótico y la prodigiosa reinvención del personaje en diversas series y series limitadas a partir de 2006. Pero el escritor escocés también ha probado otras hebras, de la fantasía a la ciencia ficción, pasando por el terror, la ficción mitológica y territorios inclasificables, con apuestas personales como The New Adventures of Hitler, Los invisibles, We3, Joe the Barbarian,Happy! o Nameless, por citar solo algunas de las más destacadas. En este último grupo se enmarca Klaus, una fábula sobre el origen del mismísimo Santa Claus en clave de espada y brujería.

Como escribe Cels Piñol en el epílogo que cierra la edición de Panini: "¿Un argumento clásico? ¿Una historia inspirada por un origen de Santa Claus influenciado por las tradiciones druidas y del norte de Europa? ¿Una interpretación casi superheroica de Papá Noel? Hay muchas formas de introducirse en Klaus, porque el ingenio de su guionista, Grant Morrison, nos garantiza múltiples lecturas de este relato de heroicidad, secretos familiares, épica, magia y lucha contra la tiranía". Estos son los ingredientes de una lectura que Mora realza con unos dibujos bellos y espectaculares. No en vano, el joven artista ha ganado el premio Russ Manning Promising Newcomer 2016.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios