Ambición e ilusión para tocar la cima

  • Juan Manuel Fernández Quiles. Jugador del Soderin B y doble campeón de España sub 15 individual

Juan Manuel tiene sólo 15 años y ya es una joven promesa del bádminton nacional. Con tres títulos de campeón de España en dobles mixtos y dos en individual masculino sub 15 a sus espaldas, este sevillano se ha posicionado como una de las más fuertes apuestas del Soderin Rinconada para el futuro, habiendo cumplido ya uno de sus sueños, el de debutar con el primer equipo el pasado mes de octubre.

Juan Manuel vive una situación soñada desde que llegó al mundo del bádminton a los ocho años, cuando un amigo suyo le animó a adentrarse en este deporte: "Empecé con un compañero y al año siguiente ya fui campeón de Andalucía. Él lo dejó y yo decidí seguir". Juan Manuel regresa estos días de su última competición, en este caso con la selección española sub 17 y participando en el Campeonato Internacional de Alicante, donde era uno de los más jóvenes. Cuando se le pregunta por su sueño de cara a su futuro en este deporte, el sevillano se muestra claro e ilusionado: "Mi meta es poder llegar a disputar un Mundial o unos Juegos Olímpicos, sería un sueño hecho realidad".

Uno de los momentos más felices del jugador del Soderin B fue el día en que ganó su primer Campeonato de España: "Cuando terminé el partido me acerqué a mi madre y estaba llorando. Al verla yo también me eché a llorar. Fue un momento inolvidable". El futuro se presenta muy halagüeño para este joven jugador que vive en La Rinconada: "En abril me convocan para un campeonato sub 17 por equipos y estoy con muchas ganas, porque se hará un equipo de chicos diferente al de chicas y es un hecho novedoso en cuanto a las puntuaciones". Sin embargo, Juan Manuel es consciente de las limitaciones del bádminton nacional con respecto a poder triunfar a nivel internacional: "Vamos subiendo el nivel poco a poco, el año pasado fuimos terceros de Europa a nivel sub 19, mientras que yo formé parte de los que logramos el séptimo puesto de Europa en la categoría sub 17. Sin embargo, el nivel de los asiáticos cuando se sale de Europa es ya infranqueable, es otro mundo".

Con el reto inmediato de intentar ser campeón de España sub 17 el próximo mes de junio, Juan Manuel inicia un periodo lleno de ilusión en el que debe confirmar su gran proyección en un deporte que para él significa mucho: "Me gusta el bádminton porque divierte, engancha y te da la oportunidad de conocer a mucha gente y de viajar continuamente. Lo mejor es la buena sintonía entre todos los jugadores, creo que en eso nos diferenciamos del fútbol. Hay buen rollo entre todos los jugadores de bádminton más allá de cualquier rivalidad o enfrentamiento".

El joven jugador del Soderin B estudia cuarto curso de ESO y espera continuar con sus estudios hasta el punto de tener ya en mente planes para el futuro: "Me encantaría estudiar INEF cuando termine el instituto, sería como poder dar continuación a mi carrera deportiva en unión con unos estudios siempre necesarios".

Juan Manuel inicia así un camino de ilusión marcado por el sueño de alcanzar un Mundial o unos Juegos Olímpicos, que serían el mejor premio posible a su persistente lucha deportiva. "Sé que llegar a lo más alto es muy difícil", confiesa Juan Manuel. Sus inicios, sin embargo, son una buena premisa para llegar muy lejos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios