Ansiedad y nervios, rivales de Nadal

  • El manacorí se estrena hoy ante Ginepri con el fin de disipar dudas sobre su forma

Dudas, ansiedad, falta de confianza: todo ello entró en una mente casi siempre inquebrantable como la de Rafael Nadal, que lucha ahora contra los fantasmas de las últimas semanas en un escenario que conoce como nadie.

El número uno del mundo tendrá hoy en el estadounidense Robby Ginepri a su primer rival en el Abierto de Francia, un torneo en el que año a año, el español fue superando nuevos retos.

El de esta edición es poner fin a las dudas que se fueron acumulando en su cabeza según se confirmaba, torneo a torneo, que está realizando su peor temporada en arcilla desde que escaló a la élite.

Nadal, que busca su novena corona en París, perdió en los cuartos de final de Montecarlo y Barcelona, ganó la final de Madrid después de que una lesión frenara a un Kei Nishikori que lo estaba aplastando y perdió por el título en Roma hace una semana.

"La dinámica es positiva, es algo importante para la confianza. Creo que en Roma fui capaz de jugar sin esos nervios, esa ansiedad con la que jugué en los dos primeros torneos y en algunos momentos de Madrid también", dijo Nadal en la capital francesa.

La gira previa a Roland Garros fue siempre territorio Nadal. El español jugó hasta el momento 37 torneos de la gira europea sobre arcilla, ganando 27 títulos y llegando a 32 finales. Este año todo fue diferente y por primera vez desde 2005 no ganó dos títulos en la recta final hacia el Abierto de Francia. "No estoy contento por lo que hice en Montecarlo y Barcelona, pero es el deporte. Ahora estamos en Roland Garros y simplemente estoy feliz de estar de vuelta en el lugar que me dio tanto", dijo.

Nadal es el más buscado en las instalaciones de Roland Garros, incluso aunque no juegue un partido. La pista 12 no tiene gradas, pero la de al lado, la 13, cuenta con cuatro filas que dan la espalda a la 12. Los asientos de las primeras filas estaban hoy vacíos. Todo el mundo se agolpaba en la última, buscando un hueco desde el que echar un ojo a lo que ocurría al lado. Ginepri no ganó este año ni un partido del circuito profesional. Hoy, mide las fuerzas del favorito.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios