Festín bajo la lluvia

  • La Real Sociedad olvida pronto la marcha de Íñigo Martínez y no tiene piedad de un desnudo Deportivo

La Real Sociedad puso su contador a cero tras la marcha de Iñigo Martínez con un triunfo claro y convincente que reconforta a la afición de Anoeta, que disfrutó como nunca tras lograr su equipo la primera victoria de 2018.

Era una cita muy importante tras los malos resultados de enero sumados a la salida abrupta de uno de sus buques insignias, traumática para un importante sector de la afición que no acudió masivamente pero que sí apoyó a su equipo desde el inicio, convencida de que un triunfo ante el Deportivo cambiaría toda la inercia.

Los jugadores locales respondieron al envite de sus seguidores y dominaron a placer a los gallegos. Willian José volvió a ser un paliativo para los males blanquiazules con su oportuno gol, en una gran acción de ruptura de Juanmi que asistió perfectamente al brasileño para que lograra el 1-0 y su undécimo tanto en Liga.

La Real dejaría sentenciado el partido con un gol de lanzamiento de falta desde 25 metros que Illarramendi elevó a gol. Luego, Sergio Canales hizo el tercero para los guipuzcoanos en una jugada en la que medio gol se lo dio Willian José con su asistencia. Aritz Elustondo, el sucesor de Iñigo Martínez, se reivindicó con un gol a falta de ocho minutos para el final e Illarramendi cerró la gran noche blanquiazul en otra gran jugada de ataque de los vascos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios