Incertidumbre también en 2013

Tres carreras y tres ganadores: ningún piloto pudo aún repetir victoria en el Mundial de Fórmula 1 de 2013, que parece revivir la incertidumbre y emoción de 2012. Además, este año tiene una variante más que juega a favor de las dudas: unos neumáticos que sacan de quicio incluso a Vettel.

"Hablar de quién está mejor ahora es una tontería porque hay que diseñar una carrera entera en base a la durabilidad de los neumáticos", señaló el líder tras ser cuarto en Shanghái. Fernando Alonso ganó su primera carrera en nueve meses y ya es tercero de la general por detrás del alemán y de Raikkonen, los otros dos triunfadores del curso. El año 2012 tuvo siete ganadores diferentes en las siete primeras carreras en un comienzo sin precedentes. Luego se normalizó, con Vettel y Alonso disputándose el título.

La actual campaña arrancó de forma similar, con mucha igualdad entre los de arriba. "De momento, veo a Ferrari, Lotus, Red Bull y Mercedes muy igualados", dijo el español, que venció de forma inapelable. "Todo está muy apretado y el título, muy abierto". Gran parte de la igualdad y la incertidumbre de qué pasará en cada vuelta es culpa de los polémicos neumáticos de Pirelli, un quebradero de cabeza para muchos, sobre todo para Vettel. Su rival en este inicio no es ni Raikkonen ni Alonso ni Webber, sino las nuevas gomas que pueden poner en peligro su cuarto título consecutivo. Aunque el coche de Red Bull sigue siendo uno de los más potentes, degrada los neumáticos a una velocidad mucho mayor que el Ferrari de Alonso o el Lotus de Raikkonen, segundo del Mundial a tres puntos del líder, quien teme un nuevo golpe de sus adversarios el domingo en Bahréin.

"Es diferente a las carreras de antes, en las que tenías que empujar de principio a fin", señaló Vettel. Ahora los pilotos no pueden calcular con exactitud cuándo tienen que levantar el pie para evitar un excesivo desgaste de las ruedas. "Vamos un poco a ciegas en los duelos directos", analizó el germano. "Los pilotos en China precisaban más un título en química avanzada que conocimiento de las carreras", señaló el diario Daily Telegraph.

La victoria de Alonso en China no fue una casualidad. La Scuderia comprende mejor que Red Bull el comportamiento de las gomas. El periódico austriaco Kurier advirtió al campeón del mundo del despertar de la escudería italiana: "La amenaza roja está de vuelta". Sin embargo, en Ferrari no se desató el furor. "Tenemos que seguir adelante pero con los pies en el suelo", afirmó Luca di Montezemolo. Los diarios italianos sí recibieron la victoria con euforia. "Delirio Alonso", señaló Corriere dello Sport. La Gazzetta dello Sport vio una "estrella roja en China" y agregó: "El título no es una utopía". El domingo los pilotos tendrán que luchar de nuevo contra las ruedas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios