Jiménez insiste en que está "prohibido hablar del Fenerbahçe"

  • El técnico quiere "sacar el equipo más competitivo que podamos" ante el Deportivo.

El entrenador del Sevilla, Manolo Jiménez, ha indicado hoy que en el vestuario sevillista "sigue estando prohibido hablar del Fenerbahçe", equipo al que se enfrentarán el próximo martes en el partido de vuelta de los octavos de final de la Liga de Campeones.

Según Jiménez, "el caso de los aficionados y la prensa es distinto, pero para los profesionales sería una equivocación darle más importancia a un partido histórico como el del martes teniendo antes otro en La Coruña, ya que el primero tiene que ser el más importante".

Pese a ello, el preparador sevillista ha reconocido que su "idea, depende de cómo vaya el partido, es la de dar descanso a varios jugadores" habitualmente titulares, aunque no tienen por qué ser los delanteros Kanouté y Luis Fabiano, "que están los dos perfectamente", ha dicho.

"Lo que vamos a hacer es sacar el equipo más competitivo que podamos", ha agregado Jiménez, quien, por otra parte, ha manifestado que los defensas Julien Escudé e Ivica Dragutinovic "no se quedan en Sevilla por gusto", ya que el francés "está muy cargado y hay que cuidarlo", mientras que el serbio "podría forzar pero sería arriesgado", ya que arrastra una lesión de pubis.

"De todas formas, somos un equipo muy competitivo. Vamos con todas las garantías porque tenemos el privilegio de tener un filial en Segunda A que nos ofrece jugadores que lo pueden hacer muy bien", ha destacado Jiménez, quien ha convocado para el choque a tres defensores con ficha del Sevilla Atlético, como son el argentino Fazio, Crespo y Lolo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios