Manchón y Alabáu, rumbo a Londres

  • Las sevillanas debutan en el Mundial con la vista puesta en la próxima cita olímpica

Las regatistas sevillanas Marina Alabáu y Blanca Manchón debutarán hoy en el Mundial de Perth con la vista puesta en los Juegos Olímpicos de Londres, cita para la que se puede lograr el billete en esta prueba.

España cuenta con las dos últimas campeonas del mundo, Blanca Manchón (2010) y Marina Alabáu (2009). Las dos hispalenses se juegan, además, el segundo asalto de los tres que forman la selección interna para los Juegos Olímpicos de Londres, con ventaja de momento para Alabáu, quien dijo ayer que "la prioridad es la selección para Londres 2012. Con este sistema no te la puedes jugar mucho, por lo que tampoco puedo ir con la mente puesta en ganar el Mundial. Lo principal es hacerlo lo mejor posible y luego ya veremos".

La tetracampeona europea aseguró que físicamente se encuentra "mejor que nunca", pero advierte que "en estos momentos la concentración es lo más importante".

Blanca Manchón defiende la corona lograda el pasado año en aguas de Dinamarca. Hasta el día 11, la regatista hispalense tiene ante sí el reto de lograr el que puede ser su tercer entorchado absoluto, tras los conseguidos en 2005 y 2010. Y lo hará con la sombra de los Juegos Olímpicos en el horizonte, ya que la cita aussie es clasificatoria tanto por países como a nivel interno en el equipo preolímpico español para Londres 2012.

La número 1 del ranking mundial de la disciplina, que el pasado miércoles se actualizó para mantener a la sevillana un mes más al frente tras más de un año de reinado, intentará repetir el doblete de la pasada temporada tras haberse impuesto también previamente este curso en la Copa del Mundo.

Marina Alabáu, por su parte, se muestra muy confiada en sus opciones de victoria, una confianza basada en el gran estado de forma mostrado en las últimas citas.

La cuatro veces campeona de Europa asegura estar en su mejor momento y afirma: "Físicamente, me encuentro mejor que nunca, pero en estos momentos la concentración es lo más importante. Antes de venir a Perth he estado navegando en Tarifa, donde los vientos siempre son muy fuertes, y también he estado entrenando en Israel. Los resultados han sido muy positivos para mí", analizó.

Sin duda alguna, el nivel estará más alto que nunca en aguas australianas y es que desde hoy hasta la disputa de la definitiva Medal Race el próximo domingo, en la que se coronará al vencedor del torneo, Marina Alabáu y su tabla Movistar y la propia Blanca Manchón tendrán que enfrentarse a windsurfistas de la talla de la israelita Lee Korzits o la polaca Zofia Klepacka, por lo que las hispalenses tendrán que dar lo mejor de sí mismas desde la primera jornada de competición.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios