Unicaja está ya tras Balvin

  • El conjunto malagueño sigue al checo, que acaba contrato en junio con el Caja, para la próxima temporada Plaza lo hizo debutar en la 2010-2011

La espectacular temporada de Balvin en el Baloncesto Sevilla no está pasando desapercibida. Ni para propios ni para extraños. Sus números no engañan (tercer mejor reboteador de la ACB y el primero en mates) y, aunque lleva dos partidos en horas bajas, su progresión es evidente. En el club hispalense saben que volará en verano, pero puede que no se vaya muy lejos porque el Unicaja anda tras sus pasos y está bien colocado en la carrera por hacerse con los servicios del checo.

El pívot, que cumple su sexto año en Sevilla, renovó el curso pasado por una sola campaña, después de finalizar su primer contrato de cinco años. Pudo salir e incluso llegó a probar con el Maccabi, pero se quedó en la capital hispalense al abrigo de Luis Casimiro, que frenó a su llegada el trueque que llegó a pactar José Luis Galilea para cambiarlo por DaJuan Summers, con el que Aíto García Reneses no contaba. El técnico madrileño, que ya lo tuvo en su etapa al frente del Caja, se quedó sin Balvin, que podría volver a trabajar a las órdenes de Joan Plaza -renovó por dos años-, el técnico que lo hizo debutar en España en la temporada 2010-2011 en la última jornada de Liga. Después, en la 2011-2012 apenas jugó cuatro partidos y fue ya en las dos siguientes, con Aíto, cuando se instaló definitivamente en la ACB.

El checo se adapta al perfil de lo que busca el Unicaja: un jugador con experiencia en ACB y en Europa (es internacional por su país y disputó la Eurocup en la 2012-2013 y 2014-2015), como Waczynski, también en la agenda. Llegaría libre y, aunque es uno de los mejor pagado en el CB Sevilla, aun con un importante incremento en su ficha sería una incorporación más que asumible para el Unicaja.

Allí podría formar pareja con Fran Vázquez, o no. El gallego tiene una opción de renovar, pero el club costasoleño podría optar por no ejercer esa cláusula y fichar a Balvin como recambio por sus parecidas características e incorporar a otro cinco más distinto.

Con todo, el Unicaja no es el único interesado, aunque sí está bien colocado. Además, el pívot encajaría bien en Málaga, una ciudad muy parecida en el clima a Sevilla, donde se ha formado durante los seis últimos años. Si nada cambia, que no parece, la entidad hispalense verá salir a otro de sus canteranos. Al menos por Satoransky se ingresaron algo más de 100.000 euros del Barcelona para renunciar al derecho al tanteo (pese a que era imposible igualar el contrato del base), algo que no parece que hará el Unicaja, que tampoco lo hizo, por ejemplo, con Txemi Urtasun o Calloway, los últimos en tomar el AVE Sevilla-Málaga.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios