Vadillo, de la cima a la sima un año después

  • El puertorrealeño jugó en el Santiago Bernabéu el 15 de octubre de 2011, cuando cayó lesionado.

Comentarios 2

El 15 de octubre de 2011 quedó marcado en la memoria de Álvaro Vadillo. El puertorrealeño, una de las promesas más firmes de la cantera verdiblanca, conocía esa mañana de octubre que Pepe Mel contaba con él para jugar de titular ante el Real Madrid. "Sería un sueño jugar contra Cristiano Ronaldo y estar en un estadio como el Santiago Bernabéu", había manifestado Vadillo días antes, reconociendo lo especial de una cita que acabó con la noticia triste de su grave lesión de rodilla, tras un choque con Sergio Ramos.

Un año después, la situación de Vadillo preocupa en las entrañas del club verdiblanco. Tras recuperarse plenamente de su lesión, el veloz extremo no acaba de arrancar en esta temporada, en la que los técnicos confiaban que se convirtiera en el estandarte del filial, a la vez que con el paso de los encuentros acabara recuperando la confianza de Mel para la primera plantilla. De hecho, la dirección deportiva sólo firmó a otra joven promesa como Salvador Agra para la banda derecha, con la idea de que la esperada pujanza de Vadillo acabara con éste como principal alternativa.

Lesiones menores, como la que le impidió jugar el viernes en Cáceres, pérdida de confianza o el mal momento de juego del filial se han convertido en atenuantes para Vadillo, quien sí ofreció su mejor versión a finales de agosto, cuando, junto a otro canterano como Nono, lideró a la selección sub 20 española que participó con éxito en el Torneo Internacional de L'Alcudia.

Barcelona o Manchester United colocaron al puertorrealeño en su agenda de promesas emergentes, pero un año después Vadillo ha pasado de la cima del Bernabéu a la sima de su rendimiento en el filial verdiblanco, lo que ha generado inquietud en los técnicos del club, que esperan que pronto Vadillo vuelva a exhibir ese fútbol que tanta ilusión despertó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios