Dos años del gol de Puerta

  • Segundo aniversario del zurdazo que abrió un ciclo glorioso

Comentarios 1

El trágico destino de su protagonista ha querido que aún sea más inolvidable aquel zurdazo que abrió el mayor ciclo de gloria que ha conocido el Sevilla en su centenaria historia. Fue un 27 de abril de 2006, Jueves de Feria por más señas, y muchos rotativos coincideron en los titulares de gran tipografía: Puerta a la gloria. Ayer se cumplieron dos años "del gol que nos cambió la vida", como acuñó el sevillismo sin saber aún que el ciclo ganador que se inició el 10 de mayo en Eindhoven no había hecho sino empezar. Tampoco sabía que se terminaría abruptamente una semana después del último título conquistado en ese periodo, cuando su protagonista, Antonio Puerta, cayó desplomado en el área de Gol Sur en el primer partido de esta Liga.

Fue un 27 de abril, en otro guiño del destino, pues el recordado mito sevillista debutó en Primera División luciendo el dorsal 27. Corría el minuto 100 de la prórroga de las semifinales de la Copa de la UEFA, once y diez de una hermosa noche de Feria, cuando Puerta abrió la puerta de la gloria con su zurdazo. Desde entonces, fueron varias las fechas que quedarán para siempre grabadas en la historia del Sevilla: el mencionado 10 de mayo; el 25 de agosto de ese mismo año 2006 (Supercopa de Europa, en Mónaco); el 17 de mayo de 2007 (segunda UEFA, en Glasgow); el 23 de junio de 2007 (Copa del Rey, en el Bernabéu) y el 19 de agosto de ese mismo año, con la Supercopa de España. Sólo unos días después comenzó a torcerse el destino. Luego, llegó aquel 28 de agosto en que, con el equipo en Atenas, se confirmó la noticia que nadie quería oír.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios