sevilla f.c.

Con la ayuda del líder natural

  • Jiménez acentúa el trabajo defensivo junto a Javi Navarro · Dragutinovic está descartado para el partido de mañana

Comentarios 0

El sistema defensivo sigue siendo el principal quebradero de cabeza de Manolo Jiménez. Con la baja confirmada de Dragutinovic, que se suma a la de Daniel por sanción, el entrenador sevillista se llevó buena parte del entrenamiento de ayer realizando ejercicios tácticos con distintas retaguardias en los que estuvo incidiendo constantemente en las posiciones, las coberturas y las ayudas entre los integrantes de las mismas. Nada nuevo a sabiendas del afán del arahalense en zanjar la lacra que está arrastrando el Sevilla desde el principio de la temporada. Lo novedoso en este caso es que Jiménez recabó la ayuda del líder natural de la zaga, incluso del equipo, que continúa su lento proceso de rehabilitación, Javi Navarro.

Sorprendió ver al central valenciano integrado como uno más en los ensayos defensivos, a pesar de que no está en condiciones de ejercitarse al mismo nivel que los demás debido a sus problemas de rodilla, que lo podrían llevar al quirófano si no hay un cambio radical positivo en su evolución. Jiménez y Javi Navarro corrigieron una y otra vez posiciones y movimientos e incluso se vio al capitán de la plantilla tomando la palabra para dar los consejos dictados por su veteranía al corro de defensores sevillistas que atendían a las instrucciones del técnico. Eso sí, no participó en los ensayos con balón para evitar saltos y choques.

Jiménez centró una primera fase del entrenamiento en apuntalar la defensa en diferentes aspectos del juego, utilizando para ello tanto a la presunta defensa titular mañana como a otras piezas con las que podría contar. Parece seguro, debido a las ausencias confirmadas de Dragutinovic y Daniel, que en el Reyno de Navarra formarán Hinkel, Fazio, Mosquera y Crespo. Jiménez también trabajó con los otros defensas de los que actualmente dispone, todos ellos del filial: Casado, Lolo y David Prieto. También contó con Martí y Maresca para coordinar los movimientos de despeje en la zona entre el eje de la zaga y los medios centro.

Con ese grupo intercambiando posiciones, Jiménez ordenó defender ataques por el centro y las bandas con el balón en movimiento y también centros laterales al área a balón parado. No le queda otra después de que la mayoría de los goles encajados por el Sevilla en los últimos encuentros llegaran precisamente en jugadas de estrategia.

Debido a la saña con que las lesiones se están cebando con la defensa sevillista, el técnico de Arahal no tiene más remedio que apuntalar una línea nuevamente inédita, puesto que Boulahrouz tampoco está a punto todavía debido a unas nuevas molestias en los isquiotibiales que no remiten.

En cuanto a Dragutinovic, el central serbio no ha evolucionado favorablemente de unos problemas en el músculo psoas-ilíaco, que une las vértebras con la pelvis, y el parte médico ofrecido ayer por el club lo descartaba rotundamente para el encuentro de mañana.

Quien sí se ejercitó con normalidad fue Adriano, que padecía a su vez molestias en los músculos isquiotibiales. Sin embargo, Jiménez prefirió darle preferencia a Crespo y a Casado en las posiciones de lateral izquierdo durante los ensayos, toda vez que el rendimiento del jugador de Coritiba en dicho puesto no acaba de convencerle y, además, pierde así su potencial como extremo.

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios