liga de campeones El Sevilla se medirá al Manchester United en octavos de Champions

Liga de campeones

A evitar un milagro en el infierno turco

  • El Madrid acaricia su tercera semifinal consecutiva con el respaldo del 3-0 al Galatasaray en el Bernabéu.

El Real Madrid busca en el estadio Ali Sami Yen Turquía poner el broche a una eliminatoria encarrilada tras el 3-0 de la ida, ante un Galatasaray que busca el milagro para evitar la tercera semifinal consecutiva del equipo de José Mourinho, cuyo objetivo es dar un paso más y conquistar la Décima.

Con la tranquilidad del resultado y la historia de su parte -nunca un equipo remontó tres goles en cuartos de final de Liga de Campeones-, el Real Madrid llegó a Estambul sin fiarse y respetando al Galatasaray, pero consciente de que ha rebajado el peligro que tenía el infierno turco en un sorteo que deparó la vuelta en Turquía.

Nunca ha ganado el Real Madrid en Estambul y llega a la cita con dos bajas importantes, las de Sergio Ramos y Xabi Alonso. Ambos forzaron las tarjetas con las que cumplen ciclo y pasan limpios a semifinales. El portugués Pepe se perfila como sustituto de Ramos para formar pareja con Varane, mientras que Modric puede ser el elegido por Xabi Alonso si Mourinho quiere apostar por el toque, o incluso Essien, si quiere aumentar el músculo en un doble pivote junto a Khedira.

El objetivo blanco es marcar un gol que ya convierta en misión imposible la remontada al Galatasaray. Para ello se ampara en Cristiano Ronaldo, máximo goleador de la Champions, y el momento de Higuaín, que cuando vuelve a correr el rumor de una posible salida del club desata su cara más letal y marcó en los dos últimos partidos.

El Madrid ha ganado el prestigio perdido en Europa desde la llegada de Mourinho. Encadena dos semifinales con dolorosas eliminaciones ante Barça y Bayern. Si supera el duelo de Estambul marcará un nuevo registro al llegar a su vigésimo cuarta semifinal. Ya era el equipo que más cuartos de final ha disputado en la máxima competición europea con treinta.

Le recibirá un Galatasaray que persigue un milagro. Levantar el 3-0 es una hazaña prácticamente imposible incluso a ojos de la afición turca. Aún será más difícil si finalmente Fatih Terim no puede contar con dos de sus mejores jugadores tras recibir ambos tarjetas amarillas en el partido de ida: el delantero Burak Yilmaz y el defensa Dany Nounkeu. El Galatasaray elevó incluso una petición a la UEFA para anular la tarjeta amarilla a Burak, pero fue denegada. A esto se añade que Wesley Sneijder, fichado en enero, está en baja forma. El único capaz de levantar la moral parece ser ahora Didier Drogba. A perro flaco todo son pulgas: el técnico, Fatih Terim, pasa uno de los peores momentos de su carrera, pues se enfrenta a una sanción de entre ocho y diez partidos por una subida de todo en la última cita liguera.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios