Baloncesto l NBA

Un matrimonio para perdurar

  • La llegada de Gasol a los Lakers completa el puzzle que permite al español aspirar a ganar la NBA y al conjunto de Los Ángeles hacer feliz a su estrella, Kobe Bryant

Comentarios 0

Pau Gasol fichó por Los Angeles Lakers y en sus primeros testimonios en su web aceptaba este nuevo reto: "Estoy en una nube. Para mí es muy importante pues los Lakers es un franquicia líder, histórica. Estoy muy halagado de poder ser parte de ella, muy ilusionado, con ganas de empezar a estar ya con el equipo y adaptarme a mi nueva situación". De repente, todas las piezas encajaron: el español está en un equipo ganador, Kobe Bryant se convenció para continuar en el equipo y seguir ejerciendo de líder y el conjunto angelino ya sueña con pelear por el anillo. Algo raro se venía gestando en los últimos días. Gasol salía y entraba de los Memphis Grizzlies, su antiguo equipo, alegando problemas en la espalda. Además, su rendimiento no era el esperado. Y los Lakers mantenían la sonrisa a pesar de perder para unas semanas a Andrew Bynum, su nuevo y joven valor. Pero nadie se esperaba la noticia de su fichaje por una franquicia tan histórica.

"Gasol es un gran jugador, el que necesitaba el equipo. Y además, a cambio no han dado nada. Sencillamente, es una fecha para el recuerdo y una oportunidad de oro que los Lakers han sabido aprovechar mejor que nadie", resumió Bill Walton, ex jugador y uno de los analistas más respetados de la NBA. Lo primero que llama la atención es el escasísimo coste del fichaje para los Lakers. Los Grizzlies han recibido a Kwame Brown, un pívot que en 2001 se convirtió en el primer jugador de instituto en ser elegido en el número 1 del draft, aunque la realidad es que su carrera ha sido de momento un fracaso, con apenas 7,6 puntos y 5,7 rebotes de media. El equipo de Memphis también consiguió otros dos jugadores menores, el rookie Javaris Crittenton y el veterano Aaron McKie. Lo más interesante para los Grizzlies es la obtención de dos primeras rondas de draft, este año y 2010, y sobre todo, los derechos de Marc Gasol, el hermano de Pau, quien comienza a ser un jugador muy considerado en Estados Unidos tras su rendimiento en España. Da la sensación de que los Grizzlies quieren reconstruir la franquicia desde cero y con Rudy Gay como jugador estelar para encabezar el proyecto.

Pero no cabe duda de que los Lakers han conseguido un trato excepcional. No sólo se llevan a un jugador All-Star de 27 años, sino a un hombre que entiende el juego, algo vital para el científico Phil Jackson, el técnico de los Lakers. Además, Gasol es un jugador que no hará sombra al liderazgo de Bryant.

La estrella de los Lakers se mostró entusiasmada con la llegada de Gasol. "Estamos emocionados con la posibilidad de jugar juntos. Pau tiene una enorme calidad, es muy versátil y posee un gran talento. Ahora llega el momento de comenzar a trabajar, de ver si tenemos química, ver hasta dónde podemos llegar", afirmó el jugador angelino.

Bryant no ve a Gasol como una "amenaza" a su papel de estrella absoluta, algo que sí sucedió en tiempos con Shaquille O'Neal, que acabó marchándose a los Miami Heat. Más que eso, lo ve como la gran oportunidad de regresar a la lucha por el título después de años de travesía por el desierto. Sus jefes le dieron lo que pedía después de insinuar a comienzos de temporada la posibilidad de buscar otro equipo para aspirar a ganar.

Además, Gasol no llega a cualquier conjunto. Los Lakers son una de las grandes revelaciones de la presente temporada y acumulan 29 triunfos en 45 partidos, la cuarta mejor marca de la Conferencia Oeste y muy cerca de los mejores.

De paso, el español aterriza en la franquicia con mayor glamour de toda la Liga y en la ciudad con mayor volumen de actividad comercial relacionada con el espectáculo. Nada mejor para revitalizar su imagen, algo deteriorada en los últimos meses por su difícil relación con los mandatarios de los Grizzlies. Con este fichaje los Lakers se aseguran un puesto en la élite para mucho tiempo. Bryant tiene 29 años, Gasol cumple dos menos y Bynum tiene 20. Parece claro que Gasol ha completado la reestructuración completa del plantel, algo que tanto buscaban.

Y, finalmente, toda la organización de la NBA y las televisiones ya se frotan las manos con el sueño de ver una final de la NBA entre los dos históricos de esta liga: los Boston Celtics, actualmente el mejor equipo del campeonato, y los nuevos Lakers de Bryant y Gasol. Si así sucede, las audiencias podrían superar récords.

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios