La motivación del campeón

  • Del Nido entrega el trofeo de la UEFA en Manchester, donde el Sevilla fue agasajado antes de la 'final' del sábado · Palop ve al equipo posicionado para la dura pelea por el cuarto puesto.

Comentarios 1

El Sevilla disputará el Sábado Santo un partido de ésos que se suelen calificar como final y lo hará con la motivación extra de haber sido el protagonista principal de la Gala de entrega de la Copa de la UEFA en Manchester. Hasta la industrial y futbolera ciudad inglesa se trasladó el presidente José María del Nido y el vicepresidente José Castro, junto con los capitanes Palop y Daniel, que fueron los encargados de llevar el trofeo al Ayuntamiento de Manchester, ya que en el estadio del City se disputará la final en la presente edición. El rey entregó su corona, pero lo hizo con orgullo y ambición, mirando descaradamente al partido crucial ante el Atlético de Madrid para certificar el objetivo de repetir en la Liga de Campeones.

Del Nido destacó en la radio del club el orgullo de haber protagonizado de nuevo esta gala de devolución, por segundo año consecutivo: "Este año no hemos podido decir, como el año pasado junto con Maresca -no pudo viajar debido a su problema con los oídos en el vuelo a Valencia-, que la devolvemos con la intención de recuperarla, pero por una buena razón, que es que hemos disputado la Champions".

Además, el mandatario sevillista se congratuló de lo que significa para la entidad participar en este tipo de actos de alto copete: "Aquí todos se han deshecho en elogios hacia la trayectoria del Sevilla Fútbol Club y hemos sido la sensación de la gala". No sólo el oropel protocolario fue lo destacado por el presidente, que también reseñó cómo Michel Platini le preguntó por la evolución ganadora del Sevilla: "Nos ha preguntado cuáles son las claves de estos éxitos y me ha puesto al día de los cambios y las novedades que quiere introducir desde su posición de alto cargo del fútbol europeo y esto es muy importante para la entidad".

Protagonista indiscutible de la gala fue Palop, destacado como artífice de la consecución del título de Glasgow tanto por sus paradas en la tanda de penaltis de la final como por aquel gol de cabeza al Shakhtar Donetsk. Sin embargo, el meta valenciano realizó un discurso muy ambicioso mirando más al futuro que al pasado: "Tengo un recuerdo muy particular de esta UEFA, pero ahora toca pensar en la Liga de Campeones. Este año no ha podido ser, aunque seguiremos luchando y peleando para que se celebre esta misma ceremonia, pero con la Liga de Campeones en lugar de la UEFA".

Para esa meta tan elevada, lo primero es lo primero: "Estamos bien posicionados en la Liga. Se ha acortado la distancia con el cuarto puesto y yo creo que el tercero está difícil porque está a siete u ocho puntos y hay que centrarse en el cuarto, para el que habrá una dura pelea entre tres o cuatro equipos. El sábado tenemos una final, un partido que decidirá a corto plazo este cuarto puesto. Y entrenaremos durante la semana para no fallar y ganar el partido, porque es un rival directo". Además, el meta valenciano exhortó a sus compañeros a luchar por un triunfo amplio, teniendo en cuenta que en el Vicente Calderón el resultado fue de 4-3 para el Atlético: "Si logramos el sábado un resultado cómodo, sería una victoria de cuatro puntos, por la importancia del goal average".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios