¿El principio del fin de Paquillo?

El marchador español Francisco Javier Paquillo Fernández se retiró ayer en los 20 km marcha del Mundial de atletismo de Berlín, en la primera decepción de peso de la selección española de atletismo. La retirada del granadino ha de interpretarse como una señal del declive de su gran carrera a la espera de que los éxitos regresen en los 50 kilómetros a partir de 2010.

Paquillo explicó su mala actuación aduciendo "malas sensaciones" psicológicas: "Desde el principio iba mal, forzado, con malas sensaciones, y nunca me había sentido tan mal psicológicamente".

"Gasté demasiada energía en los primeros kilómetros, y mi cabeza no estaba bien", explicó el corredor tras abandonar en el kilómetro 11. "Quizá me haya faltado la chispa de motivación de otros Mundiales y no pude hacer como otras veces, cuando conseguí cambiar durante la carrera", añadió el atleta.

Los 32 años del marchador parecen ya demasiados comparados con la edad del ganador del oro en Berlín, el ruso Valery Borchin, más de diez años menor y también campeón olímpico en la cita de Pekín.

Lejos está el día del año 2002 en que Paquillo estableció con 1:17.22 horas la plusmarca mundial de los 20 km marcha. Aunque el ecuatoriano Jefferson Pérez la quebró en París en 2003 (1:17.21 horas), sigue siendo la plusmarca española.

A pesar de todo, Paquillo expresó que se siente un campeón por naturaleza y que llegó a Berlín a ganar, "a luchar por las medallas". "Y cuando uno no lucha por las medallas, la cabeza pesa más que las piernas", añadió el marchador en referencia a la presión psicológica. "Pero afortunadamente tengo muchas medallas", agregó en alusión a su época dorada.

El Paquillo actual se llama igual, pero nadie cree que sea el mismo que con 18 años consiguió ser campeón de España y subcampeón europeo júnior de diez kilómetros marcha, ni tampoco el que años después, en 2006 y 2007, ganó la Copa del Mundo de marcha en la distancia de 20 kilómetros.

El atleta de Guadix fue medalla de plata en los tres últimos Mundiales en la prueba de 20 km por detrás del ecuatoriano Jefferson Pérez, hoy ya retirado. Pese a la ausencia de Pérez, su némesis, tampoco ayer fue su momento para el oro. Ahora, los jóvenes han pasado al mando.

Paquillo aseguró recientemente que quiere despedirse de la alta competición en los Juegos Olímpicos de Londres 2012 con una medalla, aunque no ignora que debe enfrentarse a corredores una década más jóvenes. "Está claro que viene gente muy joven, con mucha motivación y ganas, pero creo que los 20 km los podría haber hecho mejor a mis 32 años", dijo con optimismo y pensando ya en reverdecer éxitos en los 50 kilómetros marcha a partir de 2010.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios