Abengoa termina su proceso de ajuste con un último recorte de 150 empleos

  • Habrá salidas en las áreas corporativa y de apoyo

  • 3.000 personas trabajan en la firma en España

Manifestación de trabajadores de Abengoa en agosto de 2016. Manifestación de trabajadores de Abengoa en agosto de 2016.

Manifestación de trabajadores de Abengoa en agosto de 2016. / j. c. vázquez

Comentarios 1

La multinacional andaluza Abengoa ha puesto en marcha la última fase de su plan de reestructuración de plantilla en España con un ajuste que afectará a unos 150 empleados de las áreas corporativa y de apoyo, según informaron ayer fuentes de la compañía.

La reestructuración es fruto de la reorganización societaria y funcional anunciada en el plan de viabilidad, y busca adaptar la estructura de la empresa a su nuevo tamaño y realidad mediante la máxima eficiencia en la gestión.

La regulación prevista tendrá una parte de suspensión y otra de extinción de empleos (en este último caso primará la voluntariedad), para algo menos de 150 trabajadores, a los que se sumarán algunas salidas individuales.

Pese a este proceso laboral, el plan de viabilidad prevé incrementar el empleo neto ya durante este mismo ejercicio y lo seguirá haciendo en los próximos años.

Abengoa tiene una plantilla media de 13.000 empleados en el mundo, de ellos cerca de 3.000 trabajan en España, y opera en más de 25 países.

Según las mismas fuentes, la compañía está reforzando sus capacidades en áreas operativas como las de Ingeniería (Energía y Agua) o Tecnología (Aeroespacial, Pilas de Combustibles o Almacenamiento), impulsando de este modo el conocimiento y la innovación.

En este sentido, explican, Abengoa ha ido reincorporando en los últimos meses a los ingenieros afectados por Ertes anteriores, "lo que empieza a verse como una señal inequívoca de recuperación del negocio y, por ende, de la compañía".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios