Airbus diversifica la planta del A400M con ensayos a aviones civiles

  • La factoría sevillana, que sólo realizaba pruebas en vuelo a los modelos militares, recibe el primer A320 · Es uno de los primeros frutos de la integración de CASA en Airbus

Comentarios 1

Sevilla albergará todo tipo de ensayos en vuelo de cualquiera de los modelos de Airbus. La planta de montaje del avión militar de EADS, A400M, situada junto al aeropuerto de San Pablo, amplía sus horizontes y, si hasta el momento sólo realizaba pruebas a las aeronaves militares, a partir de ahora lo hará a toda la gama de aparatos de Airbus, incluidos los civiles. Con este paso se materializan los primeros frutos de la integración de la española EADS-CASA -también conocida como MTAD y dedicada a la rama militar- en Airbus, filial del consorcio aeronáutico europeo EADS, especializada en el ámbito civil. La unión de ambas divisiones en una sola abre a la planta hispalense la posibilidad de optar a nuevas actividades, así como a otras cuatro más: Getafe, Toulouse e Istres, -éstas en Francia-, y Hamburgo -en Alemania-.

Desde los aparatos más pequeños hasta el superjumbo A380, desde los que integrarán la flota de defensa de los países europeos hasta los que se destinarán al transporte de viajeros. Sevilla estará capacitada para realizar cualquier tipo de prueba o ensayo a las aeronaves de Airbus. Las instalaciones hispalenses, que se extienden en 600.000 metros cuadrados -150.000 de ellos productivos- se convertirán, así, en el escenario para la puesta a punto de los aviones antes de su certificación. Sin ir más lejos, y precisamente ayer, se dio el pistoletazo de salida a esta diversificación de la planta del A400M -conocida como FAL, Final Assembly Line- con la llegada del primer avión de la familia del A320.

Con una tripulación de 11 pasajeros, el equipo que realizará los tests correspondientes -pilotos, mecánicos, especialistas en motores...-, el avión aterrizó en la pista sevillana pasadas la una de la tarde y bajo un sol de justicia. El ingeniero de pruebas en vuelo, Manfred Birnfeld, encargado de capitanear al grupo, indicó que el aparato será sometido a ensayos con fuel a altas temperaturas. El objetivo último no es otro que realizar una modificación del sistema de control del motor para obtener la máxima potencia con el menor consumo de carburante.

Pero, ¿por qué Sevilla como marco? "Estas pruebas representan un gasto muy significativo para la compañía, por lo que tratamos de buscar la máxima eficiencia económica; hacer este ensayo en cualquier otra planta sería más caro: elevar la temperatura del combustible aquí es gratis, ya que la fuente de calor es el propio sol, mientras que en cualquier otra estación, como la de Filton que está capacitada para realizar esta labor, habría que calentarlo de forma artificial", explicó Birnfeld. El test se prolongará durante un día y medio.

"El ensayo es puntual, no significa que estas pruebas se vayan a realizar siempre aquí; es algo más aleatorio", añadió. De ahí que no se pueda cuantificar el ritmo de pruebas que tendrá que afrontar la planta ni la carga de trabajo que acogerá. Pero la cosa seguro que no se queda en el A320. "Las características de la ciudad, como su buena meteorología, óptima visibilidad o escaso viento, la hacen válida para otras muchas, aunque aún no se hayan definido", sentenció Birnfeld.

5

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios