CEOE reclama a Zapatero más ambición y más iniciativas para gestionar la crisis

  • Gerardo Díaz Ferrán lamenta que las acciones anunciadas por el Ejecutivo son "pocas" y llegan en medio de las "vacas flacas" · La organización reincorpora en sendas vicepresidencias a las patronales vasca y catalana

La CEOE reclamó ayer más ambición al nuevo Gobierno que se constituirá el próximo lunes ante la coyuntura de desaceleración que vive el conjunto de la economía mundial, especialmente la española según los últimos pronósticos del Fondo Monetario Internacional (FMI). Gerardo Díaz Ferrán, presidente de la patronal nacional, valoró el paquete de medidas presentado esta semana por el candidato a la presidencia, José Luis Rodríguez Zapatero, pero lamentó que esté compuesto por "pocas" iniciativas. Éstas se aplicarán además en plena época de "vacas flacas", en lugar de otra de "bonanza" como ocurre en otros países, aseguró.

Zapatero propuso el martes varias inciativas: rebajas fiscales a la rehabilitación de viviendas, ayudas económicas a empresas adelantándoles, por ejemplo, las devoluciones por IVA; reformas en el mercado laboral junto con un plan de recolocación para los parados de la construcción, aumento y aceleración de la inversión en obra pública, y una reducción del 30% en las cargas administrativas para las compañías.

Díaz Ferrán, que acudió ayer a un acto del grupo Carrefour en Madrid, afirmó que este año "va a ser malo" y 2009 "creemos que va a ser peor", con lo que recalcó la urgencia de actuar contra la desaceleración. El FMI pronosticó el miércoles que España crecerá un 1,8% en 2008 -frente al 3,8% del pasado ejercicio- y un 1,7% el próximo, aunque también es cierto que estas son las estimaciones más pesimistas de las reveladas en las últimas semanas por el Banco de España, BBVA o Funcas.

En cualquier caso, el presidente de CEOE añadió que las medidas que propone la patronal ya se le han entregado al Gobierno y espera que se puedan discutir en la primera reunión con empresarios y sindicatos tras la configuración del nuevo Ejecutivo. Díaz Ferrán destacó que entre ellas se encuentran las relacionadas con la fiscalidad, reforma del mercado de trabajo, reducción de las cotizaciones a la Seguridad Social, bajada de los impuestos a las empresas, liberalización de los mercados que aún no lo están y privatización de determinados servicios públicos.

La propia CEOE, en un comunicado institucional tras la junta celebrada también ayer, pidió "responsabilidad" al nuevo Gobierno y se ofreció a "buscar" e "instrumentalizar" políticas que "reconduzcan" la desaceleración.

Esta reunión de la cúpula de la CEOE ratificó también la composición de la nueva junta directiva impulsada por Díaz Ferrán. En ella se sentarán de nuevo, como vicepresidentes, los máximos responsables de las patronales vasca (Confebask) y catalana (Fomento del Trabajo), Miguel Lazpiur y Joan Rosell.

Éste último abandonó ese cargo a principios de 2006 por el enfrentamiento con el anterior presidente de la CEOE, José María Cuevas, que criticó de forma despectiva la opa frustrada de Gas Natural sobre Endesa. Rosell amagó incluso con disputarle el cargo a Cuevas, pero desistió.

La junta queda integrada así por 15 vicepresidentes, uno más que en la anterior, entre ellos Santiago Herrero (presidente de la CEA) y sus homólogos de Madrid y Valencia. Entran en el órgano Pedro Rivero, de la patronal eléctrica Unesa, y Juan Lazcano, de la patronal constructora CNC. No ha entrado finalmente Jesús Banegas, de la tecnológica Aetic.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios