Cataluña llevará al Gobierno ante los tribunales por el impago de 759 millones

  • Salgado anunció que el Ejecutivo no abonaría la cantidad correspondiente a la liquidación de la disposición adicional tercera del Estatuto catalán.

La Generalitat de Cataluña llevará a los tribunales al Gobierno por su anuncio "extraordinariamente grave" y "sin precedentes" de no pagar los 759 millones de euros de la liquidación de la disposición adicional tercera del Estatuto, un asunto que criticará también ante las instituciones europeas. En la rueda de prensa posterior a la reunión del Consell Executiu, el portavoz del Gobierno catalán, Francesc Homs, ha salido así al paso del anuncio de la vicepresidenta del Gobierno en funciones, Elena Salgado, quien el lunes rechazó pagar este año los 759 millones de euros previstos en el Estatut porque los créditos previstos "constituyen una posibilidad de gastar, no una obligación", dijo.

"Este es un hecho extraordinariamente grave, de los más graves que ha habido en época democrática en las relaciones institucionales entre el Gobierno del Estado y la Generalitat de Cataluña, y sin precedentes", ha lamentado Homs, que ha asegurado la intención también de "sacar los colores" al Gobierno de España ante las instituciones e instancias europeas.

El Ejecutivo catalán despedirá así al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero con un "contencioso" ante los tribunales porque el Gobierno de Artur Mas (CiU) ve en la actitud de Salgado "una invectiva al autogobierno de Cataluña", forzando ampliar el déficit catalán entre un 0,3% ó 0,4% sobre el PIB, más de lo previsto para 2011. Las previsiones de la Generalitat son ahora cerrar el año 2011 con un déficit de alrededor del 3%, cuando estaba previsto que fuera del 2,66%.

"Porque no es verdad que no tengan dinero para pagarnos; saben (el Gobierno del PSOE) el mal que hace esto a la institución y al propio país, que ya ha asumido las estrecheces conocidas" con los recortes, ha asegurado el portavoz de la Generalitat. Homs ha recordado que el pago de los 759 millones pendientes de liquidar del ejercicio 2008 estuvo acordado en la Comisión Mixta Bilateral Estado-Generalitat del pasado 19 de julio y que "figura" en los Presupuestos Generales del Estado (partida 32.01.755). "Incluso Salgado se comprometió en sede parlamentaria", ha recordado.

Así las cosas, el Gobierno catalán ha autorizado al consejero de Economía, Andreu Mas-Colell, para formular un requerimiento ante el Ministerio de Economía, trámite previo y necesario para formular un recurso contencioso administrativo. Pasado un mes, tal como establece la ley, y si como prevé Generalitat "no recibe la cantidad acordada", el Gobierno catalán dará el paso previsto de interponer el recurso. "No contemplamos la alternativa de no hacerlo".

En todo caso, antes de que expire este mes de plazo se producirá el relevo del Gobierno central, una vez investido Mariano Rajoy, por lo que el Gobierno catalán se queda a la expectativa. "Se trata de defender la dignidad de las instituciones catalanas y de nuestro autogobierno", ha remarcado Homs, que en un principio descarta llevar el asunto al Tribunal Constitucional. Homs cree que la Generalitat debe actuar "inmediatamente" y al margen de tratarse de un Gobierno en funciones, porque la cuestión afecta a la tesorería de la administración catalana y a su déficit. Homs ha advertido al Estado de que la Generalitat pretende "sacarle los colores" ante administraciones como la Europea, sobre todo después de que PSOE y PP reformasen la Constitución Española para limitar el déficit y ganar crédito ante las instituciones "y luego no cumplen las leyes". "Es desconcertante e intolerable que un presupuesto que es ley no se cumpla, esto es lo que pondremos en conocimiento" ante la UE, ha advertido Homs.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios