EADS garantiza a Chaves la actividad de la firma aeronáutica en Andalucía

  • El presidente del grupo en España, Carlos Suárez, indica que el A400M se retrasará más de 6 meses, pero que no afectará al empleo · La firma aplicará medidas similares a las del 'Power 8' en todas sus divisiones

Comentarios 1

El presidente de EADS-CASA, Carlos Suárez, transmitió ayer un mensaje de tranquilidad al presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, con respecto a la actividad de su empresa en la región. El máximo directivo del grupo aeroespacial en España se entrevistó por primera vez con el jefe del Gobierno andaluz para hacer balance de la situación de la empresa en la comunidad y asegurarle que "no existe ningún motivo de preocupación", pese a los retrasos de algunos programas fundamentales para la región, como el A400M o el A380, o los planes de deslocalización de parte de la producción del grupo a países de la zona dólar.

"Los problemas del A400M son un hecho real, pero también lo es que la línea de ensamblaje final del aparato -ubicada en Sevilla- sigue con su actividad a pleno rendimiento", indicó. En este sentido, señaló que, aunque "indudablemente" los retrasos del programa del avión militar superarán los seis meses anunciados en un principio -eso sí, sin llegar al año-, el contratiempo no afectará "en modo alguno ni de manera negativa a la actividad industrial y el empleo de EADS en Andalucía". En este capítulo, el presidente de la compañía quiso manifestarse de forma contundente: "El retraso del A400M no va a perjudicar en lo más mínimo a la plantilla; todo lo contrario, de cara al futuro tenemos que crecer".

En cuanto al otro programa aeronáutico de relevancia para Andalucía, el del superjumbo de pasajeros A380 -en Puerto Real (Cádiz) se fabrican parte de sus componentes-, Carlos Suárez indicó que, tras la aplicación del plan de reestructuración y mejora Power 8 en su división Airbus -a causa de las demoras del avión- "está en proceso de recuperación, puesto que ya se ha entregado la primera aeronave a Singapore Airlines y se espera una cadencia de entregas más regular de cara a este año 2008". Recordó, asimismo, que los efectos del plan-por el que Airbus suprimirá 10.000 empleos en cuatro años y ahorrará 5.000 millones de euros hasta 2010 y 2.000 millones anuales a partir de esa fecha- son "residuales" para España -400 trabajadores menos- y, en particular, para la comunidad.

Con respecto a los planes de traslado de parte de la producción de EADS a países de la zona dólar como forma de paliar la fortaleza del euro frente al billete verde y la consecuente pérdida de competitividad de la compañía, Carlos Suárez manifestó que "aún no se han tomado decisiones firmes", pero que es una opción que se está estudiando. "Si la evolución del dólar sigue así, EADS en su conjunto y, en particular, Airbus, división que está en el negocio comercial mucho más sujeto a los tipos de cambio, tendrá que tomar medidas para protegerse".

En este sentido, el máximo directivo de EADS-CASA ratificó, a su vez, lo que ya adelantó hace dos semanas el vicepresidente de Servicios de la compañía y director del futuro Centro de Entrenamiento de Pilotos de Sevilla, Richard Thompson: que se estudia un plan de ahorro de costes para todo el grupo, similar al Power 8. "Medidas parecidas a las implantadas en Airbus y que pasan por mejoras de procesos y producción, así como por cambios en la estructura de la cadena de suministro, cabe emplearlas en otras divisiones de la compañía; de hecho, ya se está haciendo en algunas", aseguró Suárez. Aún así, matizó que estas iniciativas "no tienen por qué implicar recortes de plantilla, puesto que van mucho más allá".

Por último, el presidente del grupo indicó que apoya plenamente la ampliación de capital de Sacesa -principal empresa aeronáutica andaluza- de la mano de la catalana Ficosa y la vasca Alcor. "Yo no diría que este paso se ha dado tarde, sino cuando se ha podido; en cualquier caso, se trata de una empresa que tiene mucho camino por delante", sentenció.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios