Aeronáutica

EADS cierra la puerta a programas de alto riesgo como el A400M

  • El grupo reconoce que ha sido un "error" asumir en solitario todo el peso del desarrollo. El avión, montado en Sevilla, podría sufrir otro retraso de seis meses.

Comentarios 4

Poco realista e irrepetible. Así calificó el presidente de EADS-CASA, Carlos Suárez, el programa del avión militar A400M, cuyo ensamblaje final se lleva a cabo en Sevilla. El también máximo responsable de la División de Aviones de Transporte Militar de EADS quiso dejar claro que su grupo no volverá a afrontar proyectos de tal envergadura en las mismas condiciones, es decir, asumiendo todos los riesgos en solitario sin la colaboración de los países socios.

“Ha sido un error que la industria asumiera todo el peso del programa y muy poco realista firmar un solo contrato a precio fijo y cubriendo en una fase tanto el desarrollo como la producción en serie”, sentenció. Y es que este planteamiento ha lastrado las cuentas del grupo, que ha tenido que hacer frente en solitario a todos los sobrecostes derivados de los retrasos del programa –estimados en 1.400 millones de euros–.

Sobre la posibilidad de que existan penalizaciones por parte de los países clientes a causa de las demoras anunciadas en las entregas, Suárez indicó que no “puede revelar los términos del contrato”, pero que están en constantes conversaciones con los países”.

En este sentido, incidió en la enorme dificultad del proyecto, “tres veces más complejo que el del superjumbo A380”, y avisó de que a la demora de seis meses que ya acumula la primera entrega –prevista para abril de 2010 a las Fuerzas Aéreas Francesas–, podría sumarse otra de medio año. Aún así, aseguró que están haciendo “todo lo posible” para mitigar cualquier alteración del calendario. Es más, el responsable de Marketing de la División de Defensa, Peter Scoffham, retó a “encontrar un solo programa similar que no se haya demorado al menos dos años”. “Un retraso de seis meses o un año sería un gran éxito para nosotros”.

Dentro de este engranaje, el vuelo de la primera aeronave, que se encuentra en fase de pruebas funcionales, está previsto para el próximo verano, aunque los responsables de EADS-CASA no quisieron afinar la fecha. “Decir un día concreto sería como jugar a la ruleta rusa; necesitamos margen de maniobra”. Aún así, todos los cálculos apuntan a que el vuelo experimental no se realizará antes de agosto –ver texto adjunto–. No obstante, la ceremonia de presentación oficial del A400M será antes, el 26 de junio, “tras la cual se seguirán realizando ensayos de tierra para comprobar el funcionamiento de los motores antes de que vuele”.

El programa del A400M cuenta con una inversión inicial de 20.000 millones de euros y una cartera de 192 pedidos hasta 2021 –por parte de los gobiernos implicados en el proyecto: España, Alemania, Francia, Reino Unido, Turquía, Bélgica, Luxemburgo, Sudáfrica, Malasia–. De cara al futuro, las previsiones de Airbus Military –filial de EADS encargada del proyecto– pasan por unas ventas de entre 200 y 400 aparatos en los próximos 20 años y sin tener en cuenta potenciales clientes como EEUU –con los que mantienen conversaciones– o China. “Si se dispararan los pedidos por encima de estas cifras siempre podríamos ampliar la planta de ensamblaje actual en Sevilla o bien construir otra en Oriente Medio o EEUU”, indica Scoffham. El ritmo de producción de la factoría hispalense tiene el reto de alcanzar los 28 aviones anuales a partir de 2012. En estos momentos trabajan en ella 600 empleados de diversas procedencias –200 son españoles–, de los que 120 son ingenieros.

Los motores, causa de los retrasos, se montarán en mayo

Los motores están dando los mayores dolores de cabeza a EADS dentro del programa del A400M. “Se trata de piezas muy complejas, de 10.000 cv de potencia”, explican desde la firma. Si bien el primer conjunto –cuatro motores– llegó a la FAL sevillana el pasado mes de enero, no será hasta mediados de mayo cuando se incorpore al avión junto con las hélices, tras haber pasado las correspondientes pruebas de funcionamiento. Sin embargo, éstos no serán los motores definitivos, que no llegarán hasta principios de 2009 y que se incorporarán ya al cuarto aparato ensamblado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios