Gamesa ve la fusión con Siemens como un acuerdo "entre iguales" y "complementarios"

El presidente de Gamesa, Ignacio Martín, definió ayer el acuerdo con Siemens como una "fusión entre iguales" y, tras destacar el compromiso por "mantener la vinculación" con España y en particular con Euskadi y Navarra, aseguró que la empresa vive un "momento histórico" y afronta un proyecto "apasionante", que supone una oportunidad para generar negocio adicional. Martín trasladó este mensaje en la Junta de Accionistas que ayer celebró la empresa vasca en su sede en Zamudio, después de que la semana pasada se anunciara la fusión de los negocios eólicos de Gamesa y Siemens, que dará lugar a la creación de uno de los líderes mundiales del sector eólico con ingresos de 9.300 millones de euros y una cartera de pedidos de 20.000 millones.

El presidente Gamesa indicó que la compañía "no necesitaba ninguna operación" porque tenía su "hoja de ruta" y el "viento a favor", pero la empresa vio una "oportunidad de consolidación importante". Tras augurar un "futuro prometedor" para Gamesa, afirmó que esta operación les permitirá "contar con una mayor escala y una mejor posición de liderazgo competitivo", que en el entorno actual de la industria eólica -"cada vez más madura"- se convierten "en evidentes ventajas".

Es una "fusión entre iguales", en fatizón, entre dos compañías, con "negocios altamente complementarios", tanto en presencia geográfica como en cartera de productos y tecnologías. Este acuerdo permitirá, según dijo, crear una de las principales compañías del sector en el mundo tanto en el negocio onshore como en el offshore, con un "alcance global" en los mercados eólicos, presencia industrial en todos los continentes y un accionariado de referencia compuesto por Siemens (que tendrá un 59%) e Iberdrola ( 8%), a la que agredeció su apuesta por Gamesa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios