El Gobierno sancionará a las grandes empresas morosas

  • Montoro anuncia multas, sin precisar cuantías, para las que tarden más de 60 días en pagar a sus proveedores

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, avanzó ayer que el Gobierno prepara "cambios legislativos" que incluirán sanciones para aquellas "grandes empresas" que incumplan los plazos previstos en la ley de lucha contra la morosidad a la hora de saldar sus deudas con pymes y autónomos.

Tras reunirse con los presidentes de la patronal Pimec, Josep González, de la Plataforma Multisectorial contra la Morosidad (PMcM), Antoni Cañete, y con la delegada del Gobierno en Cataluña, Llanos de Luna, el ministro aseguró que la normativa que prepara el Gobierno habilitará un "régimen sancionador" para estos casos, aunque no precisó la cuantía de las multas.

Montoro señaló que, al igual que en el caso de las administraciones, el Gobierno no permitirá a las grandes empresas, entre ellas "a las cotizadas", que recurran "al aplazamiento del pago a proveedores para financiarse".

El presidente de la Plataforma Multisectorial contra la Morosidad indicó que el Gobierno se ha comprometido a crear una comisión de trabajo con esta entidad para dialogar sobre la puesta en marcha de mecanismos "coercitivos" que ve "absolutamente necesarios", y confió en que estén listos antes de finales de año.

Asimismo, Cañete denunció que el 68% de los contratos de las empresas españolas prevén plazos de pago a sus proveedores por encima de los 60 días de límite que marca la ley actual. Y lamentó que las grandes compañías, entre ellas las del Íbex, se hayan beneficiado de los mecanismos de pago a proveedores puestos en marcha por el Gobierno y que, en cambio, estos fondos "no hayan fluido hacia pymes y autónomos".

El presidente de la plataforma se quejó de que el PP rechazara recientemente una proposición de ley de CiU para regular un régimen de infracciones y sanciones ante la morosidad, pero valoró que el Gobierno se avenga ahora a contemplar sanciones.

Por su parte, el presidente de Pimec, Josep González, valoró la "predisposición" del ministro a la hora de escuchar las quejas de las pequeñas y medianas empresas, y le trasladó el "malestar" de éstas ante medidas como el aumento del precio de la energía, la presión fiscal o las cotizaciones sociales. González afirmó que el Gobierno ha reaccionado un poco más tarde que la Generalitat a la hora de escucharles, pero agradeció el encuentro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios