Iberia y British Airways se unen para crear la tercera aerolínea mundial

  • Con una facturación conjunta de más de 16.500 millones, se colocará por detrás sólo de Air France-KLM y Lufthansa · Los presidentes de ambas compañías auguran que cerrarán la operación "en menos de un año"

Iberia y British Airways se fusionan. Después de más de un año de rumores sobre la posible compra de la primera por parte de la británica, finalmente ambas compañías anunciaron ayer su matrimonio. Inician, así, un proceso por el que pretenden convertirse, en un plazo inferior a un año, en la tercera compañía más grande del mundo, tras Air France-KLM y Lufthansa-Swiss. El pacto, anunciado ayer por los presidentes de ambas empresas, Fernando Conte y Willie Walsh, dará lugar a una aerolínea con más de 16.500 millones de euros de ingresos, 200 destinos en cien países y una flota global superior a los 450 aviones.

"British e Iberia son dos compañías complementarias, probablemente las más complementarias de Europa: Iberia es líder en el mercado entre América Latina y Europa, mientras que British es líder en las rutas entre Europa y EEUU y tiene una buena posición en Asia", aseguraron.

Conte y Walsh se congratularon de que el proceso haya sido aprobado unánimemente por sus respectivos consejos de administración y anunciaron que la operación se hará a través de la creación de una nueva sociedad -en la que estarán los accionistas de ambas aerolíneas-, que mantendrá sus marcas y cotizará en la Bolsa de Madrid y en la de Londres.

El proceso va a ser, según Conte, "totalmente diferente al que llevaron a cabo en 2004 Air France y KLM", porque aquél consistió en una ampliación de capital de la aerolínea francesa para comprar las acciones de la holandesa, mientras que este caso "se va a crear una sociedad con el accionariado de ambas líneas aéreas. La participación de cada una en el capital de la nueva sociedad es algo que "aún está por analizar", ya que todavía no se sabe cuál es la ecuación que se va a aplicar en el canje de acciones".

Lo que sí está claro es que la capitalización bursátil de British Airways es superior a la de Iberia: la empresa británica está en el orden de los 9.000 millones de euros, mientras que la española se sitúa entorno a los 1.800 millones.

Aunque no se puede dar un calendario de consolidación de la operación, lo que anticiparon Conte y Walsh es que al mantenerse las dos marcas van a existir tres consejos de administración diferentes, uno por cada sociedad, más el que se cree con la nueva empresa.

Los representantes sindicales de Iberia se mostraron dispuestos a colaborar con la compañía en este proceso, que para ellos supone una mejora cuantitativa y cualitativa. Para el Sepla (sindicato de pilotos), la operación es muy interesante, y lo único que piden es participar en la misma.

Por su parte, UGT consideró positiva y acertada la unión e indicó que "en principio no tiene por qué afectar a la plantilla de Iberia", que en este momento se sitúa en torno a los 22.000 trabajadores. De "lógico" lo calificó el presidente de la Asociación Española de Compañías Aéreas (AECA), Felipe Navío, quien indicó que "se puede considerar como una acción estratégica de ambas compañías para hacer frente a la crisis".

El capital social de Iberia se encuentra repartido entre Caja Madrid (23,42%), El Corte Inglés (2,90%) y British (13,15%), estando el resto en bolsa. A Iberia le sentó bien el anuncio de boda y cerró ayer en el parqué con un repunte del 20,73%, mientras que British también ganó un 5,97%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios