Másmóvil compra Pepephone por 158 millones de euros

  • La operadora muestra su voluntad de seguir participando "en el futuro desarrollo y consolidación del sector" en España.

Másmóvil ha llegado a un acuerdo para adquirir el 100% del operador móvil virtual (OMV) Pepephone por 158 millones de euros en efectivo, según ha informado la compañía en un comunicado remitido al Mercado Alternativo Bursátil (MAB), donde muestra además su disponibilidad a seguir participando "en el futuro desarrollo y consolidación del sector" en España.

Másmóvil afirma que la adquisición de Pepehone le permite doblar su masa crítica alcanzando casi un millón de clientes de móvil, alrededor de 60.000 clientes de banda ancha, un nivel de ingresos proforma esperado para 2016 superior a los 200 millones de euros y un margen de beneficio bruto de explotación (Ebitda) recurrente claramente por encima del 10%. "De esta forma Másmóvil consolida su posición como cuarto operador convergente en España. El haber alcanzado la base de clientes móviles proyectada para el 2018 con casi tres años de anticipación sobre el plan permite anticipar a Másmóvil el desarrollo exitoso de su expansión en banda ancha", asegura. La adquisición, de la que ya se han entregado 20 millones de euros como pago a cuenta, se financiará a través de una combinación de deuda y la emisión de nuevas acciones de Másmóvil en una proporción aproximada de 50/50 deuda/capital.

Al apostar por este modo de financiación, Másmóvil busca que la operación de compra de Pepephone no impacte en su capacidad financiera de seguir "participando en el futuro desarrollo y consolidación del sector" en España. La ampliación de capital con exclusión del derecho de subscripción preferente se someterá a la aprobación por los accionistas de Másmóvil en una próxima Junta General, aunque la empresa afirma que ya se han obtenido "compromisos vinculantes" por parte de un número reducido de accionistas institucionales para la subscripción de la totalidad de dicha ampliación de capital.

Según ha adelantado El Economista este jueves, las conversaciones entre Másmóvil y Pepephone dieron un paso prácticamente definitivo en los últimos días, que han culminado en esta operación, que está únicamente sujeta a la autorización la Comisión Nacional de Mercados y Competencia (CNMC) y se espera concluya antes de mediados de julio 2016  tras la finalización de la Due Dilligence.Másmóvil calcula que las sinergias de costes derivadas de esta operación superan los 10 millones de euros anuales, centradas principalmente en la optimización de los costes directos del negocio móvil.

Sin embargo, también espera sinergias en la reducción de costes en la operación del negocio de banda ancha de Pepephone, que se beneficiará de la "ventajosa estructura de costes" de Másmóvil en este campo gracias a la compra de activos como consecuencia de la fusión Orange y Jazztel. En términos contables, el múltiplo del valor de empresa respecto al flujo de cada operativo se sitúa en el entorno de 12 veces, una cifra inferior a la registrada en las últimas operaciones corporativas, como son las fusiones de Vodafone y Ono, Oranga y Jazztel y Euskaltel y R. Asimismo, Másmóvl estima que la operación de compra, que generará valor en el beneficio por acción recurrente desde el primer año, incurrirá en unos costes de integración limitados y repartidos a lo largo de los próximos 18 meses, "con un riesgo de ejecución reducido".

Pepephone es un operador móvil virtual creado en 2007 que ha experimentado en los últimos años un crecimiento "significativo" tanto en su base de clientes como de ingresos, que han registrado entre 2011 y 2015 un crecimiento medio anual del 35% y el 40%, respectivamente.

De esta manera, Pepephone ha logrado cerrar 2015 con más de 460.000 clientes de móvil, a los que hay que sumar 35.000 clientes de banda ancha, y con unos ingresos de 64 millones de euros. Además, Másmóvil destaca que, con una plantilla de 22 empleados, Pepephone obtuvo en 2015 un Ebitda de 13,1 millones de euros, lo que representa un margen del 20% sobre ingresos. En esta línea, también subraya que la base de clientes de Pepehone es "de alta calidad", ya que más del 95% son clientes de contrato y la compañía registra una de las tasas de rotación de clientes más bajas del sector, "teniendo la marca Pepephone un elevado nivel de reconocimiento".

En el comunicado remitido al MAB, Másmóvil muestra su voluntad de participar en la consolidación del sector, algo que ya adelantó su consejero delegado, Meinrad Spenger, en la presentación de los resultados de 2015. Spenger afirmó entonces que la compañía no descartaba hacer compras de empresas si generan valor para sus clientes y accionistas, pero incidió también en que la empresa no "hace locuras" y puede seguir adelante con su plan de negocio sin adquirir nuevos activos.

En las últimas semanas se ha especulado con la posibilidad de que Másmóvil presente una oferta de compra por Yoigo si las conversaciones exclusivas que mantiene desde de hace semanas TeliaSonera con Zegona para vender el cuarto operador móvil español con red propia no llegan a buen puerto. Spenger reconoció en la presentación de los resultados que Yoigo es un "activo interesante" porque es complementario a Másmóvil, por lo que es obvio que a medio plazo, si surge una oportunidad, la estudiarán. Pese a ello, también incidió en que a nivel operativo no es un activo necesario para la operadora

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios