El Santander se muestra inmune a la crisis tras ganar 2.206 millones

  • La primera entidad financiera de España eleva el resultado un 22% hasta marzo · La ratio de morosidad repunta al 1,16%

Comentarios 1

Banco Santander puso ayer las cifras sobre la mesa y mostró la fortaleza de su balance ante las turbulencias financieras que están golpeando a buena parte de los grandes bancos europeos y estadounidenses. La primera entidad financiera española ha logrado un beneficio neto de 2.206 millones de euros en los tres primeros meses del año, un 22,4% más que en el mismo periodo de 2007.

El grupo que preside Emilio Botín ha elevado todos sus márgenes a tasas de dos dígitos. El de intermediación, que mide la actividad típica bancaria, lo ha hecho en un 14,5%, hasta 4.025 millones; el de explotación, tras un moderado crecimiento de los costes del 5,7%, hasta 3.081 millones, lo hace en un 30,9% y alcanza los 4.236 millones.

Este control en el crecimiento de los gastos permite que la ratio de eficiencia -euros gastados por cada cien ingresados, mejor cuanto más baja- se reduzca cuatro puntos porcentuales respecto a marzo de 2007, hasta situarse en el 41,3%. Esta cota incluye ya la integración de las actividades del brasileño Banco Real, adquirido a ABN Amro. Los negocios en Europa Continental tienen un ratio de eficiencia del 36,8%; en Iberoamérica, del 37,4%, y en Reino Unido (Abbey) se logra bajar por primera vez del 50% hasta el 47,1%.

Ese fuerte aumento del margen de explotación del 30,9% se ve acompañado de un aumento del 69% en las provisiones para insolvencias, que ascienden a 1.135 millones. "Este incremento es consecuencia del crecimiento de actividad, del cambio de mix de negocio y del incremento de la mora en algunos mercados", explica la entidad.

En concreto, la tasa de morosidad repunta hasta 1,16%, es decir, 0,34 puntos más que en marzo de 2007. Santander detalla que a tasa de cobertura de esos créditos de dudoso cobro se situó en el 133%, lo que supone 44 puntos menos que un año antes. El banco cuenta con fondos para insolvencias por importe de 9.531 millones, de los que 6.077 millones corresponden a fondos genéricos. La tasa de morosidad continúa por debajo del 1% tanto en Reino Unido (0,66%) como en España, con la Red Santander en el 0,87% y Banesto en el 0,59%.

Pese a esas provisiones, el beneficio atribuido crece un 22% y se sitúa en 2.206 millones de euros. Este resultado es recurrente, ya que durante el periodo no se produjeron plusvalías extraordinarias. Pese a estos resultados, las acciones de Santander cerraron ayer sin variación en 13,7 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios