Vilamar Grupo Pastor convierte la innovación en el eje de su filosofía

  • El desarrollo de un nuevo y exitoso modelo de parque empresarial y la apuesta por la innovación en todos sus proyectos sitúan a esta compañía en una posición diferenciada y privilegiada en el sector

Comentarios 2

Vilamar ha supuesto desde su nacimiento una auténtica apuesta por la innovación en el ámbito inmobiliario. Esta compañía andaluza especializada en la promoción de parques empresariales es la responsable de que en Sevilla se encuentre el que es en la actualidad el mayor parque empresarial de capital privado de toda España, y uno de los mayores de Europa en su categoría.

Constituida en 1999 por Miguel Vilaplana Serrano y Javier Vilaplana Carrasco, Vilamar introdujo en el mercado un concepto totalmente revolucionario de parque empresarial, concibiéndolo como una ciudad del negocio dotada de espacios para oficinas y suficientes servicios para el desarrollo de las propias actividades empresariales y de las personas que la desempeñan. De este modo, la ciudad del negocio de Vilamar se convierte en un lugar completamente autosuficiente, en el que empresarios, directivos, profesionales y trabajadores pueden desde dejar a sus hijos en las guarderías allí instaladas, desayunar, comer, tomar un aperitivo o jugar un partido de pádel hasta adquirir material de oficina, programar y gestionar viajes o comprar la prensa del día, todo sin salir del mismo recinto empresarial.

A eso habría que añadir las últimas innovaciones tecnológicas para el desarrollo del negocio. Los parques empresariales de Vilamar están dotados de las últimas tecnologías en comunicación: red wifi en todo el recinto, puntos de información multimedia con directorio de las empresas, monitores de información cíclica… elementos impensables hasta hace poco en los parques empresariales. Este espíritu, esta filosofía en la que la innovación tiene un papel preponderante, se constituye en la estrategia con la que acompaña a la empresa fundada por Miguel Vilaplana en cada una de sus actuaciones.

El innovador modelo de parque empresarial ha supuesto un éxito que ha llevado a la compañía andaluza al liderazgo en su sector. Vilamar supera cada año los cien millones de euros de facturación, y se ha convertido en un referente en el mercado nacional. La solidez de esta promotora viene avalada además por el hecho de que tiene como socio a una entidad bancaria de reconocido prestigio como es el Banco Pastor. Pero no es lo único que diferencia a Vilamar en su sector. Así, por ejemplo, es la única empresa que es capaz de ofrecer en Sevilla, en el Royal Parque Empresarial, grandes espacios de oficinas de hasta 25.000 metros cuadrados para que negocios de cualquier tamaño y necesidades puedan instalarse en ellos. Espacios de oficinas que cuentan además con todos los servicios y tecnología con la que la compañía fundada por Miguel Vilaplana dota a sus desarrollos, y que los sitúan siempre en una posición de privilegio en el mercado.

En esta misma línea de posicionamiento y diferenciación continúa trabajando Vilamar, que tiene ya en marcha su próximo proyecto innovador. Se trata del denominado Edificio Vilamar, una construcción de 35.000 m2, de los cuales 25.000 serán de oficinas y 10.000 de locales comerciales. Su excelente ubicación -en la Avenida de Andalucía de la capital sevillana, en el área de desarrollo inmobiliario, planteado por grandes arquitectos de renombre internacional como Norman Foster, Jean Nouvel, Arata Isozaki o Vázquez Consuegra- y su gran superficie lo convierten en un proyecto único.

"A día de hoy, y sin presentar todavía el proyecto definitivo, ya estamos en conversaciones con grandes empresas interesadas en situar sus sedes allí e incluso existen clientes interesados en reservar ya, sin todavía conocer los datos concretos de la promoción", asegura Eduardo Martín Cardona, director general de Vilamar. Este nuevo edificio de Vilamar cumplirá además todos los requisitos medioambientales. "Trabajamos para que sea un edificio ecoeficiente y sostenible no sólo en cuanto a los materiales utilizados y por su proceso de construcción sino también en sus espacios de trabajo y en su posterior gestión", concluye Martín Cardona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios