Zapatero eliminará el Impuesto de Patrimonio si gana las elecciones

  • La medida beneficiaría a cerca de un millón de contribuyentes, que actualmente generan a las arcas públicas unos ingresos anuales de 1.400 millones de euros

Comentarios 0

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se comprometió ayer a suprimir el Impuesto sobre el Patrimonio en la próxima legislatura, si el PSOE gana las elecciones. Este anuncio lo hizo en el marco de una jornada organizada por The Economist, en la que también aseguró que las comunidades autónomas "se verán compensadas" por dejar de recaudar un tributo que hoy afecta a cerca de un millón de contribuyentes y que supone unos ingresos para las arcas públicas de 1.400 millones de euros anuales.

A juicio del presidente, actualmente este impuesto "incide de forma desigual en el tratamiento fiscal de los españoles", porque recae, sobre todo, en "las clases medias", pero "no en las más altas", que "encuentran fáciles mecanismos de elusión". La medida avanzada por Rodríguez Zapatero cuenta con el beneplácito del vicepresidente segundo y ministro de Economía, Pedro Solbes, quien explicó desde Bruselas que el Impuesto sobre el Patrimonio ha perdido el sentido con el que fue creado. Solbes recordó que el cobro de esta tasa se estableció -en principio temporalmente- en 1977, con un objetivo más orientado a la obtención de información fiscal que a la recaudación.

El ministro de Economía incidió en que el impuesto lleva años sin modificarse y subrayó que se siguen aplicando unos tipos relativamente altos -con un máximo del 2,5 por ciento-, así como que la información fiscal llega por otras vías. El cambio en el patrón de riqueza español, marcado por el fuerte aumento del valor de la vivienda, explica que en los últimos años haya crecido considerablemente el número de contribuyentes que tienen que afrontar este tributo y el montante recaudado. "Se consigue pagar algo más con un sistema de gestión más complicado, dando más la lata a los ciudadanos", lamentó el ministro, que insistió en que el potencial igualitario de este impuesto es reducido y recalcó que, en términos de equidad, resulta mucho más eficiente el IRPF.

La promesa del presidente del Gobierno fue tildada de electoralista por CiU, mientras que IU la calificó de "derechazo", por rebajar el "impuesto de los ricos". El PP, por su parte, valoró la iniciativa, pero recalcó que Mariano Rajoy ya anunció esa misma medida el pasasdo 7 de julio. UGT y CCOO se unieron a las posturas más críticas y resaltaron la "transparencia" que el Impuesto sobre el Patrimonio da al sistema fiscal.

En la UE sólo mantienen esta tasa Francia y Suecia, y en ambos casos aplican ya medidas para reducirlo progresivamente. Finlandia y Luxemburgo lo suprimieron hace poco. En España, es un complemento del IRPF y están sujetos a declararlo los contribuyentes cuya base imponible determinada con las normas del impuesto sea superior a 108.182,18 euros, o cuando el valor de los bienes y derechos exceda de 601.012,1 euros.

más noticias de ECONOMÍA Ir a la sección Economía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios