Un acreedor de Colonial asegura que Dubai nunca tuvo un interés "serio" por la inmobiliaria

  • El director general del banco Eurohypo en España, José Luis Zanetty Dueñas, ha asegurado que el fondo soberano de Dubai (ICD) nunca se dirigió a ellos con el propósito de refinanciar la deuda de Colonial

Comentarios 1

Al término de una de las mesas redondas que se desarrollan en el marco del Salón Inmobiliario de Madrid (SIMA), Zanetty dijo a los medios de comunicación que de momento no ha habido ningún comprador "seriamente" interesado en Colonial, pese a lo cual consideró que la compañía "terminará cambiando de manos".

El banco alemán es uno de los cuatro principales acreedores de Colonial (además de Goldman Sachs, Calyon y Royal Bank of Scotland), con los que la inmobiliaria tiene suscrito un préstamo sindicado por importe cercano a los 6.400 millones de euros, de los que 900 millones están directamente gestionados por Eurohypo, según confirmó Zanetty.

El acuerdo de compra alcanzado entre los dubaitíes y los principales accionistas de Colonial (Luis Portillo y el grupo Nozar), por el que ICD adquiriría sólo el negocio patrimonial a 1,19 euros por acción, se vio finalmente frustrado por la imposibilidad de llegar a un acuerdo de refinanciación con los acreedores de la inmobiliaria.

Así lo explicó ICD a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), si bien Zanetty asegura que, al menos con Eurohypo, no hubo ninguna negociación.

En este sentido, no considera que la oferta de ICD fuera seria, ya que a su juicio "para comprar algo hay que señalarlo, firmarlo y dar avales", algo que no ha ocurrido en este caso, pero que -según recordó- sí pasó cuando Luis Portillo al frente de Inmocaral adquirió Colonial.

Zanetty no se mostró preocupado por las obligaciones de pago de Colonial, al considerar que la empresa será capaz de afrontar los vencimientos con lo que genere su propia actividad sin necesidad de acometer una refinanciación del préstamo por el momento.

"Lo que pase ahora depende de los gestores y de los nuevos accionistas", en referencia a los bancos acreedores de Portillo y el grupo Nozar, ya que éstos últimos están negociando la cesión de parte sus títulos para cumplir con sus obligaciones de pago.

Preguntado por esa entrada de nuevos socios, Zanetty aseguró que a los acreedores de Colonial no les incomoda, siempre que se trate de accionistas "estables" que permitan a la compañía seguir siendo solvente y mantener su capacidad de pago.


Tampoco mostró preocupación por una eventual venta de la compañía, aunque reconoció que es una cuestión que tienen muy presente, dado que "no hay fondo o banco mundial de negocios que no tenga interés" en una empresa como Colonial.

Zanetty recordó que, tal y como establece una de las cláusulas del préstamo sindicado, los bancos acreedores ya dieron su autorización al cambio de los socios de referencia de la compañía, por lo que "cualquiera podría comprarla" si cuenta con el beneplácito del consejo de administración de Colonial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios