Los pilotos de Iberia convocan dos huelgas más para el 9 y el 11 de enero

  • El sindicato apunta que está dispuesto a seguir negociando "hasta el último minuto" para llegar a un acuerdo con la aerolínea pese a los nuevos paros.

Comentarios 2

Los pilotos de Iberia han retado a la compañía al convocar dos nuevas jornadas de huelga para los días 9 y 11 de enero, en protesta por la creación fuera de la matriz de la aerolínea de bajo coste Iberia Express.

Según han informado fuentes del sindicato Sepla-Iberia, los paros, que se sumarán a los convocados el pasado día 18 y este jueves 29 de diciembre han sido comunicados esta tarde a Iberia, tras una reunión del sindicato en la que se han decidido las fechas de las nuevas protestas. Desde el Sepla-Iberia han señalado que pese a estas nuevas convocatorias siguen dispuestos a mantener negociaciones "hasta el último minuto" y a desconvocar los paros si se llega a un acuerdo.

Las mismas fuentes añadieron que siguen considerando que la creación de la compañía de bajo coste Iberia Express es "ilegal" y contraria al convenio firmado con los pilotos cuando se fusionaron Iberia y British Airways y constituyeron IAG. Asimismo desde el sindicato de pilotos se ha acusado a Iberia de no querer "escucharles", ya que han presentado diversas propuestas para desconvocar el paro de hoy, que no han sido "consideradas" por la empresa.

El presidente del Sepla-Iberia, Justo Peral, recordó que con motivo de la fusión de Iberia con British Airways, el anterior presidente de la aerolínea española, Fernando Conte, reflejó las garantías de la españolidad de Iberia y el crecimiento de Barajas y El Prat en el tráfico hacia Asia y Sudamérica. Sin embargo, el representante de los pilotos dijo que no se están respetando esas cuestiones y que lo que se está llevando a cabo es vaciar la caja de Iberia en favor de British, que persigue trasladar a Barajas sus vuelos de bajo coste y liberar espacio en Londres para que sea ese aeropuerto quien crezca en destinos. Como ejemplo de su afirmación, Peral destacó que la compra de la filial de Lufthansa, BMI, "se ha hecho con el dinero que había en la caja de Iberia", y ha sido para poder tener más espacio libre en Londres.

Desde Iberia se considera que al Sepla "no le ha parecido bastante el daño que ha provocado a la compañía y a sus clientes" y que, frente a la actitud de este sindicato, el resto de la compañía "se vuelca" en atender a los pasajeros y buscarles soluciones alternativas en los paros. Para la compañía, se trata de una huelga "sin justificación para forzar a Iberia a cerrar una filial, Iberia Express". A partir de ahora, añade la aerolínea, y al igual que ha sucedido en las jornadas pasadas, se solicitarán los servicios mínimos y se adaptará la programación a los mismos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios