Magnus macfarlane-Barrow Fundador de la ONG Mary's Meals

"La gente lleva en el corazón ayudar a otra gente"

"La gente lleva en el corazón ayudar a otra gente" "La gente lleva en el  corazón ayudar a otra gente"

"La gente lleva en el corazón ayudar a otra gente" / antonio pizarro

-quizás le suene esta pregunta: "¿Por qué ofrece su tiempo como voluntario?". Es la pregunta que le hizo a una chica voluntaria que cocinaba en su poblado.

-Y si no recuerdo mal, ella dijo: "Porque lo llevo en el corazón". Yo creo en esa frase, en que a lo largo y ancho del planeta la gente lleva en el corazón ayudar a otra gente que lo necesita, la gente lleva en el corazón compartir lo que tiene con los que tienen menos. Ésa es una de las razones por las que he escrito el libro, porque creo que es importante reconocer que en este mundo, que a veces parece confuso y temible, hay una historia de esperanza, de buen hacer humano, de corazones.

-¿Cómo es de complicado alimentar a un millón de niños? Leyéndole y hablando con usted parece todo más fácil.

-Si hablas con la gente que trabaja todos los días con Mary's Meal en Malawi, Liberia, Haití... no te dirían que es fácil. Ellos luchan cada día para arreglar los problemas, para sacar las cosas adelante. Son proyectos locales, y por lo tanto muchas de las soluciones se determinan en el terreno, no las tomamos nosotros sentados en nuestras grandes oficinas de Escocia. Esto es muy importante. Es un proyecto que tienen que llevar ellos, en el que ellos mismos tienen que creer. Pero es verdad que hay muchos obstáculos.

-En esta historia Edward tiene un papel muy importante. ¿Qué trajo la conversación que tuvo con él?

-Él representaba al problema de muchos niños, que no van a la escuela por el hambre, que deben priorizar comer ellos y sus hermanos antes que la educación. Él puso este problema en el objetivo de nuestro proyecto. Decidimos dar una comida diaria en las escuelas.

-Sigue trabajando en el mismo cobertizo en el que todo esto empezó, aunque ahora sus paredes han cambiado y están llenas de fotos. ¿Nos cuenta la historia de alguna?

-La de una niña pequeña llamada Juliana. Cuando la conocí por primera vez en Rumanía, ella estaba muy enferma, estaba en la habitación de un hospital llena de niños, todos ellos enfermos, abandonados por sus padres. Juliana estaba muy aturdida, estaba en un rincón y se golpeaba la cabeza. Nosotros estábamos construyendo una casa para ellos junto al hospital, algunos de los médicos y enfermeras no podían entender por qué hacíamos nada para esos niños.Un médico me dijo: "Ella morirá antes de que terminéis de construir el edificio, no sé porqué os preocupáis tanto por estos niños". Tres meses después volví para la inauguración oficial y ahí estaba Juliana esperando entrar a su nueva casa y allí vivió durante 10 años en los que se convirtió en toda una joven. Ha muerto este año.

-Mary's Meals alimenta a un millón de personas ¿quién alimenta a Mary's Meals?

-Es una misión universal, un trabajo abierto a gente de todas las creencias, o a los que no tienen creencias. Yo creo que es obra de Dios, y especialmente de la madre de Dios, de María, de ahí el nombre. Personalmente yo encuentro mi fuerza, mi alimento, en Dios, pero creo que además este proyecto se alimenta de la bondad de la gente, es la gran familia de Mary's Meals.

-Si hoy se sentara aquí un político relevante a nivel internacional, ¿qué le diría?

-Le preguntaría que si nosotros estamos en un pequeño cobertizo en Escocia y podemos alimentar a un millón de niños a diario ¿por qué hay hoy 61 millones de niños fuera de la escuela?

-Creo que es posible alimentar, por lo menos una vez al día, a todos los niños del mundo, ¿Por qué no hay una comunidad internacional que se preocupe por esto?

-Trato de entender la diferencia entre esas personas que, como usted, ven las noticias y se levantan y las que no nos levantamos. Cuando me levanté no pensé que fuera a hacer algo grande, simplemente me fui para una semana, no fue una gran decisión. Yo no siento haber conseguido las cosas, creo que las cosas me han pasado a mí.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios