Durán no descarta la entrada de CIU en el Gobierno

  • Josep Antoni Duran Lleida, portavoz de CiU en el Congreso, avisa que, si cambian las actuales circunstancias, CIU podría entrar en el nuevo Gobierno.

El portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran Lleida, no ha descartado que más adelante, en esta legislatura, CiU acabe entrando en el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero si cambian las actuales circunstancias.

En declaraciones a Catalunya Ràdio, Duran ha subrayado que cualquier persona en su situación política no debe "renunciar" a ocupar algún día un cargo ministerial, aunque no sea ésa su prioridad ni su razón de ser.

"Quien renuncie públicamente estando al nivel que estoy yo es que está engañando a la gente", ha remarcado.

En cualquier caso, según Duran, todavía "no es el momento" de que CiU, que se abstuvo en la investidura de Rodríguez Zapatero, se plantee formar parte del Ejecutivo español.

"No tiene sentido que Cataluña en estos momentos y en estas circunstancias, a través de una formación política como CiU, tenga ministros. No sé si tendrá sentido o no en los próximos cuatro años. Pueden cambiar muchas cosas", ha advertido.

Duran ha apuntado que tras las pasadas elecciones generales en la política española "han cambiado cosas" y, por ejemplo, "el PSOE ya no tiene la misma mayoría que tenía", de manera que "necesita más diálogo, más apoyo de CiU".

CiU debe saber "administrar" su fuerza en Madrid "con inteligencia" y sin "caer en la trampa de las necesidades del PSOE".

Según el líder de Unió, la situación política en Cataluña "condiciona mucho nuestra presencia en la política española", pero esa situación "ahora es una y pasado mañana puede ser otra".

Por otra parte, Duran espera que en el nuevo Gobierno español quien lleve la batuta económica sea Pedro Solbes y no Miguel Sebastián, porque tiene "más confianza" en el vicepresidente.

Duran, que ya ha avanzado que conservará su cargo de presidente de la Comisión de Exteriores del Congreso porque así lo ha pactado con los socialistas, se ha mostrado "sorprendido" por la designación de Carme Chacón como ministra de Defensa, cargo que, a su juicio, se suele encomendar a "una persona muy experimentada en el Gobierno".

En cuanto al ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, ha reconocido que tiene un enfoque sobre inmigración "un pelín más realista" que el de otros dirigentes socialistas.

Duran ha mostrado también su sorpresa por la continuidad de la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, que, en su opinión, se mantiene pese a que Rodríguez Zapatero y el PSC querían apartarla de ese puesto, pero la "gran presión de los socialistas andaluces" lo impidió.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios