Interior mantiene vivas todas las hipótesis sobre los atentados en Palma

  • Rubalcaba lanza un mensaje de tranquilidad a los turistas y subraya que el objetivo de ETA son las Fuerzas de Seguridad

Comentarios 1

El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, afirmó ayer que las Fuerzas de Seguridad mantienen abiertas todas las hipótesis sobre el modo en que ETA ha atentado en los últimos días y sobre si los terroristas permanecen en Mallorca o han huido de la isla. Preguntado acerca de este punto y del momento en que fueron colocadas las bombas que estallaron el domingo, Rubalcaba afirmó: "Puede ser que estén en la isla, puede ser que se hayan marchado, como no descartamos que las bombas hayan sido puestas con anterioridad. Cualquiera de las tesis son plausibles".

El máximo responsable de la lucha antiterrorista confirmó que el domingo estallaron cuatro artefactos y no tres como se pensó en un principio. Las bombas, compuestas de una cantidad pequeña de explosivo -no llega al kilo cada una de ellas, según el ministro-, fueron precedidas de tres llamadas anónimas al cuartel de Bomberos de Calviá, a radio taxi de Donosti y a un ciudadano anónimo de Córdoba, aunque esta última, según Rubalcaba, se trató de un error. "Fueron unas llamadas incomprensibles que no permitieron ningún tipo de medida de seguridad porque no hablan del nombre de los restaurantes ni de las calles. Las personas que recibieron las llamadas no fueron capaces de entender el sitio, la hora y el número de bombas", subrayó.

La Policía está trabajando con varias hipótesis y no descartan que los terroristas sigan dentro de la isla, aunque tampoco que hayan salido y, por eso, también están trabajando fuera de Mallorca. "No descartamos que las bombas se hayan puesto con anterioridad porque hay temporizadores que se pueden programar con bastante tiempo", indicó.

Todas las vías están abiertas, pero investigadores consultados por la agencia Efe piensan en la forma de actuar de ETA en los últimos años y esto les lleva a pensar que los etarras que han atentado en Palma pudieron haberse desplazado hace tiempo a la isla, colocar todas las bombas y después abandonar el lugar.

Y es que en los últimos tres o cuatro años, según los especialistas en explosivos, los miembros de ETA para protagonizar su mal llamada campaña de verano se trasladan a principios de año a los lugares elegidos para atentar, colocan bien ocultos los artefactos y los programan con temporizadores para que luego estallen en los meses estivales. Para programar con tanta antelación los temporizadores, para que "den vida" al reloj que marca la hora fatídica de la explosión, utilizan pilas alcalinas de gran calidad.

Sobre los autores de los atentados, Rubalcaba considera "razonable" que sean los mismos que los autores del asesinato de los guardias civiles aunque no la Policía no tiene "ninguna evidencia" que sean alguno de los seis que aparecen en las fotografías distribuidas por el Ministerio del Interior. "La Policía tiene la seguridad que estas seis personas están trabajando en España para ETA", añadió.

El ministro quiso mandar un mensaje de "tranquilidad" y "seguridad" a los turistas porque "aunque pueden volver a atentar, la gente debe estar segura". Así, explicó que los objetivos de ETA son los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, miembros del aparato del Estado y de la Política. "La gente puede sentirse segura", incidió el ministro, quien subrayó que "ETA tiene la necesidad de demostrar que existe".

Sobre la seguridad de las casas cuartel, el ministro dijo que cada vez que se produce un atentado se revisan las medidas de seguridad y se mejoran los sistemas, pero "no solemos contarlo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios