Jáuregui insiste en que tras el atentado de la T-4 no hubo negociación con ETA

  • El secretario general del Grupo parlamentario del PSOE, Ramón Jáuregui, afirmó que después del atentado de ETA contra la T-4 no hubo "negociación ninguna" entre el Gobierno y la banda terrorista y, por lo tanto, señaló que no cree que el Ejecutivo presentara ninguna oferta a ETA después del atentado.

Comentarios 2

Jáuregui dijo desconocer la información que publica hoy 'El Mundo', según la cuál el Gobierno ofreció a la banda crear un órgano institucional común para el País Vasco y Navarra pero, en cualquier caso, dudó de que "eso pudiera producirse después de la T-4".

  Así, se mostró partidario de no especular sobre el asunto, aunque estuvo de acuerdo en que un órgano común para las dos comunidades no sería bien acogido por los navarros. "En Navarra, la voluntad de la ciudadanía es la de conformar una autonomía foral, una Comunidad Autónoma propia y eso lo recoge el 85% o más de la ciudadanía navarra", dijo.

  En declaraciones a Onda Cero recogidas por Europa Press, Jáuregui defendió que todas las conversaciones del Gobierno con ETA se mantuvieron en el marco legal. "Conviene que la ciudadanía tenga claro que ninguna conversación, que pudiera mantenerse durante el proceso, se salió de lo que es nuestro marco legal", sostuvo.

  Sobre el contacto entre representantes del Ejecutivo y ETA después del atentado de Barajas, el dirigente socialista estimó que "no hubo diálogo de negociación ninguno", sino que "simplemente" se trató de una reunión a propuesta de los líderes británicos, "fundamentalmente -agregó- de Tony Blair", para constatar "si efectivamente se había roto" el proceso, tal como ha relatado el presidente del PSE, Jesús Eguiguren.

  Además, se refirió al consenso en la lucha contra el terrorismo que trata de recuperar el presidente del Gobierno en funciones, José Luis Rodríguez Zapatero. En este sentido, indicó que el presidente del Gobierno "pretende buscar y reclamar el consenso" de todas las fuerzas políticas para que el terrorismo sea tratado como "lo que es, una materia suprapartidista, de Estado", agregó.

Acuerdo antiterrorista

  Preguntado sobre la razón por la que el posible pacto no estuviera formalizado por escrito, como se ha publicado, Jáuregui replicó que desconoce la existencia o no de esa predisposición, y subrayó que, de todas formas, "lo que importa es que haya un consenso". "Como se materialice me parece secundario", señaló.

  Por ello, abogó por establecer unas "bases comunes" y por "encontrar un diagnóstico común" con todos los partidos, "incluidos -dijo- los del ámbito vasco", para que la política antiterrorista se desarrolle "sin discrepancias" y "no sea objeto de debate interpartidario". "Puede ser que haya un acuerdo o que se establezcan reglas de funcionamiento, que todos los partidos cumplamos, aunque no estén escritas", planteó. 

  En referencia a la cuestión económica, hizo hincapié en la necesidad de "afrontar las circunstancias de la desaceleración" y consideró que esta materia se convertirá en "uno de los elementos fundamentales" del discurso de investidura de José Luis Rodríguez Zapatero. 

  "Creo que las previsiones de crecimiento para 2008 se han ido reduciendo progresivamente, porque los síntomas de la desconfianza en la política crediticia de las entidades financieras está resultando muy afectada, y el Gobierno necesita trasladar en el comienzo de su nueva andadura una serie de medidas para combatir esa desaceleración", concluyó.  

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios