España

El PSOE no tendrá "prejuicios" en negociar los Presupuestos con ningún grupo parlamentario

  • Alonso acusa al PP de no querer "arrimar el hombro" y oponerse a las cuentas antes de presentar el anteproyecto.

Comentarios 1

El PSOE está dispuesto a negociar los Presupuestos Generales del Estado (PGE) con todos los grupos parlamentarios, sin "prejuicios", aunque la "columna vertebral" de las cuentas públicas la marcará el Ejecutivo. Así lo ha manifestado el portavoz de los socialistas en el Congreso de los Diputados, José Antonio Alonso, que ha asegurado que los Presupuestos 2010 se centrarán en "el mantenimiento de los compromisos sociales" y estarán al lado de "los más favorecidos". Alonso ha acusado al Partido Popular de no querer "arrimar el hombro", por anunciar que no apoyarían los Presupuestos antes de presentarse el anteproyecto. Alonso ha explicado que el Gobierno llevará a cabo una subida de impuestos "moderada" que no afectará a las clases media, que el Gobierno no tendrá como referencia la cifra de 50.000 euros de ingresos y que las recetas del PP son las que han provocado la crisis económica. 

Alonso ha destacado que los Presupuestos para 2010 se centrarán en mantener los "compromisos sociales" ahorrando "en todo aquello que se pueda". "Vamos a negociar nuestros Presupuestos, los del Gobierno, desde nuestra posición política que está acreditada por once millones de votos y 169 diputados", ha explicado el portavoz parlamentario, que ha defendido que si el carácter instrumental de las cuentas es "razonable" y "justificado" no habrá ninguna formación que "pueda decir que no". 

José Antonio Alonso ha cargado contra el coordinador económico del PP, Cristóbal Montoro, por afirmar que su grupo no apoyaría los Presupuestos antes de presentarse el anteproyecto. Tras criticar la "predisposición de ánimo" del principal partido de la oposición, ha denunciado la "labor puramente negativa" de los populares, que "no quieren arrimar el hombro". 

Según ha indicado, el Gobierno tiene la intención de efectuar una subida de impuestos "moderada, temporal y completamente justificada" que "en ningún caso afecte negativamente" a las clases medias ni a las rentas bajas. Según ha dicho, el Ejecutivo utilizará la presión fiscal en beneficio de la prestación de servicios públicos y la modernización de las infraestructuras que favorezcan la cohesión territorial.

"Está claro que los que más tienen deben ayudar y ser solidarios con los que menos tienen", ha señalado el portavoz del Grupo Socialista, que se ha opuesto a que las clases medias sufran las repercusiones de la crisis económica y ha recalcado que España tiene "margen" para subir la presión fiscal al registrar unos niveles inferiores a la media de la Unión Europea.

Preguntado sobre una posible subida de impuestos que afecte a quienes tributen por encima de los 50.000 euros anuales, Alonso ha replicado que esa línea "no va a ser la referencia del Gobierno". Según ha dicho, el propio ministro de Fomento, José Blanco, dijo que sus declaraciones "se habían descontextualizado". Ha añadido que el ultraliberalismo y las recetas económicas del PP han sido la causa de la crisis económica que, a su juicio, han llevado al "descontrol absoluto" del mercado y "han constituido un fracaso histórico".

En relación con la sentencia que adoptará el Tribunal Constitucional respecto al Estatuto de Cataluña, Alonso ha indicado que el PSOE "siempre ha defendido" y seguirá haciéndolo "jurídica y políticamente" que el Estatut es una norma constitucional y además respetará la decisión del alto tribunal. "El Estatuto es una norma compleja", ha señalado el portavoz del PSOE, para concluir que respetará el contenido, las formas y el tiempo que el TC establezca para dar a conocer la resolución. "Vamos a respetar al Tribunal Constitucional y dejar que haga su trabajo", ha explicado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios