Rajoy no ve "posibilidad ninguna" de entenderse con Mas sobre el pacto fiscal

  • El presidente del Gobierno asegura en el Senado que para que dos hablen debe haber un "mínimo de cesión" por ambas partes y él no la aprecia por parte del presidente catalán.

Comentarios 4

El jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, ha advertido de que no ve "posibilidad ninguna de llegar a un entendimiento" con el presidente de la Generalitat, Artur Mas, sobre el pacto fiscal, porque para que dos hablen debe haber un "mínimo de cesión" por ambas partes y él no la aprecia por parte de Mas. Rajoy ha respondido así ante el pleno del Senado al portavoz de la Entesa, José Montilla, quien le ha pedido que no se "atrinchere" tratando de mantener el "statu quo" ante el debate catalán porque podría verse "desbordado por los acontecimientos".

El jefe del Ejecutivo ha explicado que, desde que está en La Moncloa, Mas se ha reunido con él siempre que ha querido, pero ha insistido en que "una cosa es intentar entendimientos y otra cosa que a uno le planteen 'o lo tomas o lo dejas y, si no, hago lo que estime oportuno'" como ocurrió con el pacto fiscal y las elecciones catalanas. Rajoy ha insistido en que a él nunca le faltará predisposición al diálogo, aunque ha advertido de que "para que dos quieran dialogar se requiere que haya un mínimo de cesión" por ambas partes y él no ha visto "cesión ni posibilidad ninguna de llegar a un entendimiento".

También ha defendido la Constitución y la necesidad de "ser prudentes" al plantear su reforma, porque para ello es necesario saber los objetivos -"y no tengo claro que todos tengamos los mismos", ha dicho- y ver si es posible el consenso, algo que tampoco aprecia. "Ni siquiera tengo muy claro si hay consenso en su propio partido. ¿Apoya el derecho a decidir o no?" le ha planteado a Montilla, a quien ha prometido disposición a dialogar y escuchar "a todos" para la reforma de la financiación autonómica. Antes, el senador del PSC ha advertido a Rajoy de que desde la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatut hay un sector importantísimo en Cataluña que no se siente "satisfecho" con su encaje en España. Tras aclarar que es catalán, que se siente español y que quiere para Cataluña un futuro "en y con España y con Europa", ha advertido a Rajoy de que el Gobierno no puede pensar que "el tiempo pasará" y acabará este debate.

Le ha pedido por eso que sea "responsable pero también valiente" y, a la hora de abordar una reforma constitucional, no haga "como con el Rey o los desahucios", y espere a hacer cambios cuando "se sienta desbordado por los acontecimientos". Rajoy ha respondido a otra pregunta sobre el futuro de Cataluña planteada por el portavoz de CiU, Josep Lluis Cleríes, quien ha subrayado que la Generalitat quiere "nuevas respuestas" que el Gobierno no sabe dar y desea ejercer desde el diálogo su derecho a la autodeterminación. "No estoy de acuerdo", ha contestado el jefe de Gobierno antes de subrayar: "No concibo a Cataluña sin España y a España sin Cataluña. No quiero privar a los ciudadanos catalanes de su condición de españoles, de su historia, de su futuro y de su pertenencia a la UE".

No obstante, ha reconocido a CiU el derecho a proponer lo contrario y a defender los cambios legales precisos. Ha insistido en que el problema principal de los catalanes y del resto de españoles es superar la crisis y en que ve posible el trabajo conjunto para ello tras haber compartido objetivos como el de crecer y crear empleo, reducir el déficit y hacer reformas.

"En estos ámbitos podemos entendernos, nos hemos entendido y podemos seguir haciéndolo", ha asegurado Rajoy. Tras recordar que se ha decidido constituir grupos de trabajo sobre el reparto del déficit y la futura financiación autonómica, ha considerado que el balance para Cataluña de los últimos treinta años es muy positivo y tiene ahora más autogobierno que nunca.

Por contra, Cleríes ha asegurado que ese "balance de resultados" no es satisfactorio para Cataluña ni lleva camino de serlo al estimar que se impulsan leyes recentralizadoras y no se respetan sus ámbitos competenciales. "Durante 35 años hemos querido dialogar y escuchar con atención a España, hemos querido avanzar en autogobierno con el Estatut y en financiación con el pacto fiscal, pero el Estado dio un portazo", ha recalcado.

Ante las referencias de Rajoy a la legalidad, se ha preguntado qué puede ser más legal y democrático que escuchar la voz del pueblo catalán. Pero, a su juicio, no se trata de un problema de legalidad, sino de voluntad política, y ha pedido a Rajoy que explique si realmente la tiene para que el Estado escuche a Cataluña "después de siglos en los que Cataluña ha escuchado a España". También ha criticado que se haya usado la Constitución en contra de la soberanía del pueblo catalán y ha confiado en que se revierta esa situación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios