Dos agentes ratifican que Olarra ordenó matar al fiscal jefe del TSJA

  • La lista de objetivos del etarra incluía a Martín Carpena y Muñoz Cariñanos

Dos testigos que no dejan lugar a la más mínima duda. Durante la primera jornada del juicio que se sigue en la Audiencia Nacional desde ayer contra el etarra Juan Antonio Olarra Guridi, alias Jon, como inductor del asesinato el 9 de octubre de 2000 al fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, Luis Portero, los agentes de la Policía Nacional que oficiaron como instructor y secretario en la declaración de otro miembro de ETA, Igor Solana Matarrán, ratificaron la validez de este testimonio, en el que no quedó ninguna duda de que Olarra Guridi dio la orden para el asesinato.

Los policías señalaron en su testimonio que la declaración que realizó Igor Solana -condenado por el asesinato junto con su compañero de comando Harriet Iragui- tuvo lugar en presencia de un abogado de oficio, siguiendo escrupulosamente todos los trámites establecidos por la ley y "sin ningún tipo de coacción". En esa declaración, Solana señaló que Olarra Guridi, por entonces jefe militar de la organización, dio cobijo en Francia a los dos miembros del comando junto a una tercera activista que se hacía conocer como Amaia, les trasladó hasta la frontera y les marcó como objetivos los asesinatos de Portero, del teniente coronel Antonio Muñoz Cariñanos y del concejal del PP en Málaga José María Martín Carpena.

Ante el tribunal de la Audiencia Nacional también comparecieron los agentes que realizaron la inspección ocular en el edificio de Granada en el que vivía Portero, lugar donde se produjo el asesinato y en el que a una veintena de metros los terroristas hicieron explotar el vehículo que utilizaron para cometer el atentado. De igual modo, los policías que una semana después del atentado detuvieron a los dos miembros del comando tras asesinar en Sevilla al teniente coronel Muñoz Cariñanos recordaron que Solana, tras ser arrestado, "se arrojó al suelo y se puso a gritar frases en vasco".

El juicio se reanudará el viernes con las declaraciones como testigos de Daniel Portero, hijo del fiscal jefe asesinado por ETA y presidente de colectivo de víctimas Dignidad y Justicia, y de los etarras Igor Solana y Harriet Iragui. Según el escrito de acusación del fiscal, Olarra Guridi les dio a ambos la información necesaria y la orden de asesinar al fiscal jefe de l Tribunal Superior de Justicia andaluz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios