El debate certifica que Zapatero será investido el viernes en segunda vuelta

  • La primera jornada de la sesión de investidura ha certificado que el jefe del Ejecutivo en funciones no logrará el respaldo de la mayoría absoluta del Congreso y, por tanto, deberá esperar a la votación del próximo viernes.

Aunque tanto desde el Ejecutivo como desde el PSOE se daba por hecho esa segunda votación, faltaba que el portavoz del PNV, Josu Erkoreka, confirmase que los diputados de su grupo se abstendrían y no votarían a favor, lo que habría permitido que junto con los parlamentarios del PSOE y del BNG Zapatero obtuviese a la primera la confianza de la Cámara.

Las palabras de Erkoreka de esta mañana, en las que tras el discurso de investidura de Zapatero había insistido en que no descartaba ninguna de las opciones de voto, incluso el "sí", habían dejado abierta una puerta a que eso ocurriera.

Pero en su intervención ante el pleno, el portavoz del PNV, aunque no ha dicho explícitamente el sentido del voto, ha dejado claro que los integrantes de su grupo se abstendrán porque el apoyo político a un candidato a la Moncloa tiene "un precio" y nadie da "créditos sin garantías".

La primera jornada de la sesión de investidura ha concluido con el debate entre Erkoreka y Zapatero, y, previamente, habían subido a la tribuna del hemiciclo los representantes del PP, Mariano Rajoy, CiU, Josep Antoni Duran I Lleida; y del grupo temporalmente formado por los diputados de ERC, IU, ICV y BNG.

Tras el enfrentamiento dialéctico entre el candidato y Rajoy, en el que ambos -pese a un cruce de críticas mutuas en asuntos como la Justicia, la política antiterrorista o la sequía- se emplazaron a lograr pactos en cuestiones de Estado, Zapatero aprovechó para hacer dos anuncios en respuesta a las palabras de Duran i Lleida.

Según ha avanzado, el Gobierno estudiará el trasvase del Ródano como una posible solución "a largo plazo" a la sequía de Cataluña, y publicará las balanzas fiscales "antes de dos meses".

Para Duran, el trasvase del Ródano resulta "ambientalmente sostenible", "económicamente viable" y "socialmente deseable", y es "una garantía de paz entre territorios" dentro y fuera de Cataluña.

También sobre el agua han intercambiado puntos de vista Zapatero y el diputado de ICV, Joan Herrera, ante el que el candidato se ha comprometido a adoptar una solución viable y acordada con la Generalitat para garantizar el abastecimiento a Barcelona.

En el capítulo de compromisos, el presidente en funciones se guardó uno más en respuesta a la petición del parlamentario de IU, Gaspar Llamazares, de afrontar una reforma electoral.

Zapatero ha garantizado que, "con carácter inmediato", se constituirá en el Congreso una ponencia que estudie la posible reforma de la ley electoral.

El portavoz de ERC, Joan Ridao, ha exhortado al PSOE a jugar el "partido" de la próxima legislatura "por las bandas" y no sólo "por el centro del campo", y ha subrayado el interés de su fuerza política de mantener unas buenas relaciones con los socialistas.

En nombre del BNG, Francisco Jorquera ha ofrecido a Zapatero su "mano tendida" para llegar a acuerdos durante la legislatura, y ha aprovechado para reclamar más autogobierno y suficiencia financiera para Galicia.

La sesión de investidura continuará este miércoles con la intervención de los representantes del grupo mixto (Coalición Canaria, Na Bai y UPyD) y del portavoz socialista, José Antonio Alonso, y se cerrará con la primera votación de investidura.

Una vez que se constate que Zapatero no consigue la mayoría absoluta de la Cámara, se convocará una nueva votación 48 horas después, según recoge la Constitución, en la que ya podrá ser investido por mayoría simple.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios