El nuevo jefe de la cúpula militar apuesta por "la austeridad"

  • El general del Aire, José Julio Rodríguez, prometió su cargo como jefe de Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), con un discurso en el que aposto por el "trabajo en equipo" y la austeridad como bases de su mando.

El nuevo JEMAD tomó esta mañana posesión de su cargo en la ceremonia de relevo de mando de toda la cúpula militar que presidió la ministra de Defensa, Carme Chacón, acompañada por los jefes de Estado Mayor salientes.

El general Rodríguez optó por la fórmula de la promesa del cargo frente a la jura que realizaron los jefes de los Estados Mayores de los Ejércitos de Tierra y del Aire y de la Armada, los generales Fulgencio Coll y José Jiménez y el almirante Manuel Rebollo.

El nuevo jefe de la cúpula militar tuvo palabras de reconocimiento para el Gobierno y para todos aquellos que le acompañaron durante los últimos años en el desarrollo de sus tareas en el ministerio de defensa y el cuartel general del ejercito del Aire.

Aseguró que su nombramiento representa un "tremendo orgullo" y "una gran satisfacción" y comprometió su "lealtad y entrega a superiores y subordinados". El general Rodríguez afirmó que tiene "gran confianza en el trabajo en equipo", en detrimento de la individualidad, y recalcó que ejercerá su mando con "coherencia y sentido como hasta ahora".

Tras destacar como principios la cohesión, la comunicación, la constancia y la lógica el nuevo JEMAD prometió ejercer su mando con "austeridad y buscar la mejora de las Fuerzas Armadas". Incluyó su discurso con un agradecimiento emocionado a toda su familia y, con especial atención a su padre, el coronel Rodríguez que le transmitió "las virtudes militares". Su predecesor en el mando, el general de Ejército Félix Sanz se despidió con una última orden en forma de consejo: "Adelante por los sueños que nos quedan por cumplir".

Cumplida la formula protocolaria de relevo de mando con las juras y promesas ante el crucifijo, la Biblia y la constitución la ministra de Defensa, Carme Chacón, manifestó su reconocimiento y gratitud a la cúpula militar saliente y a su máximo responsable, el general Sanz, "en nombre de todos los españoles".

Chacón destacó la elevada calidad de todos los mandos de las Fuerzas Armadas "candidatos" a dirigirles y puso como ejemplo de ello al general Rodríguez. La responsable política de los ejércitos transmitió a la nueva cúpula militar que es "el espejo donde todos los militares se van a mirar" y confió en que desarrollen su misión a la "altura" de las Fuerzas Armadas.

La ceremonia de relevo de mando en el ministerio de Defensa congregó a toda la cúpula militar y ministerial además de altas autoridades del Estado, como el presidente del Congreso de los Diputados, José Bono, y el jefe de gabinete de la presidencia de Gobierno, José Enrique Serrano y el secretario del ministerio del Interior, Justo Zambrana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios