Una reválida sin el puente de mayo

  • Sin el arranque tan potente del año pasado, la previsión hotelera apunta al lleno en varias jornadas

  • La probabilidad de lluvia desaparece desde hoy

Los montadores dando ayer los últimos retoques a las casetas. Los montadores dando ayer los últimos retoques a las casetas.

Los montadores dando ayer los últimos retoques a las casetas.

La gran apuesta del alcalde Juan Espadas afronta una importante reválida. Tras el éxito de la pasada edición de la Feria de Abril la celebración de este año se desarrollará sin el puente festivo del primero de mayo, que fue uno de los detonantes del cambio de formato aplicado en 2017 y que atrajo a un buen número de visitantes foráneos hasta la ciudad efímera. La Feria de Abril de este año no contará con este "arranque potente", como lo calificó el alcalde, que en buena medida fue el causante del éxito económico de la edición de 2017, cuyo impacto económico, según los cálculos municipales, fue de 820 millones de euros. A pesar de ser una Feria temprana en el calendario, si la lluvia lo permite, que parece ser que será así, los dos fines de semana dejarán buenos datos de ocupación hotelera en la ciudad y beneficiarán también a la hostelería. Los farolillos, una vez disipadas las posibilidades de lluvia, comenzarán a ponerse en el día de hoy.

La Feria de Abril de 2018, con el miércoles como día festivo local, contará por tercer año consecutivo con un espectáculo previo al alumbrado. En esta ocasión, será un homenaje al popular grupo de sevillanas Los Romeros de la Puebla. La Banda Sinfónica Municipal de Sevilla acompañará a los grupos Brumas, Las Carlotas, Los del Guadalquivir, Somos del Sur y María de la Colina, que interpretarán sevillanas del grupo. Este acto dará comienzo a las 23:15 en el escenario situado bajo la portada. La cantante Laura Gallego interpretará la sevillana Un siglo y medio de Feria, dedicada a la portada y compuesta por Francisco Robles, con música del maestro Manuel Marvizón. El encendido de la Feria contará este año con la novedad de la participación de diez mayores de 65 años, quienes subirán al escenario y pulsarán el botón para encender las luces junto al alcalde, Juan Espadas. Al sorteo, realizado ayer en la caseta El Agua de Emasesa, asistió el alcalde, junto al delegado de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, Juan Carlos Cabrera. En total fueron 367 las personas mayores que han participado en este proceso.

La portada de este año tiene como lema Embajadores de la cultura y ha sido diseñada por César Ramírez. Está dedicada al 150 aniversario del Círculo Mercantil e Industrial de Sevilla. Cuenta con un gran arco central inspirado en el arco de los Pavones que da acceso al Salón de Embajadores del Real Alcázar, decorado con aves de cetrería y pavos reales. Bajo esta estructura se dispone una arquería triple que recrea la caseta instalada por el Mercantil en 1905. Las torres laterales son un homenaje al arquitecto sevillano Aníbal González y evocan la esquina de la Casa Nogueira de la calle Laraña. El remate superior con el escudo de la ciudad flanqueado por un abanico de banderas de España y Andalucía, está inspirado en el templete levantado en la Plaza Nueva en 1862 para la visita de la reina Isabel II. El frente de la estructura ocupa 50 metros y la altura de las torres es de 40, aproximadamente. Su peso es de 230.000 kilos y está iluminada por 25.000 bombillas.

El Ayuntamiento ha ampliado este año el dispositivo municipal para la Feria, con un refuerzo de la limpieza. Lipasam ha incrementado en un 14% la contratación de trabajadores y reforzará la limpieza a determinadas horas y en los accesos al real. El operativo de Lipasam estará formado por 597 trabajadores, 201 vehículos y 58 carros para las tareas de limpieza en el recinto ferial y en su área de influencia antes, durante y después de cada jornada. En total, las contrataciones para el desarrollo de estos trabajos se sitúan en 299 trabajadores. Además, como novedades este año, Protección Civil acotará la zona de limpieza una vez que finalice el paseo de caballos para facilitar y agilizar las tareas. A esto se suma que se refuerza el dispositivo de limpieza en el periodo posterior a la Feria en el turno de tarde y también el operativo de limpieza de los accesos al real por el Puente de las Delicias y por la Avenida de la Raza. Dados los buenos resultados del año pasado, se realizará el servicio de recogida selectiva para separar el vidrio, el cartón y el aceite vegetal usado del resto de residuos en cada una de las casetas.

El Ayuntamiento también ha incrementado el número de urinarios públicos con un nuevo módulo que se va a instalar en el Paseo Remeros de Sevilla. En total la Feria contará con 6 módulos repartidos en distintos puntos más los existentes en las casetas públicas.

Gracias al área de Participación Ciudadana, las casetas de los distritos van a ofrecer alimentos sin gluten para celíacos con un procedimiento avalado por el servicio de Salud del Ayuntamiento. Los alimentos vendrán envasados y no se elaborarán en las casetas para evitar que se contaminen por otros. También como novedad y a petición del sector, las atracciones de la Calle del Infierno se mantendrán abiertas un día más, concretamente el domingo después de los fuegos artificiales, y ofrecerán un descuento mínimo de un euro con respecto al precio habitual. Igualmente, se repite la experiencia de 2017 en cuanto a la distribución de aparatos de RCP en las casetas municipales para favorecer la celebración de una Feria de Abril cardioprotegida.

El Consistorio ofreció ayer las cifras de ocupación de los hoteles y apartamentos turísticos de la ciudad elaboradas por el Centro de Gestión de Datos Turísticos del Consorcio. Sobre una muestra de 5.053 habitaciones de hoteles, el grado de ocupación medio para la totalidad de la semana de Feria de Abril (8 jornadas) es del 76,91%, mientras que para los apartamentos turísticos es del 88,24% sobre una muestra de 102. En el caso de los hoteles, esas previsiones son superiores a las realizadas antes de la Feria de Abril de 2017, de ahí que, con las reservas de última hora, la media para el conjunto de la semana podría ser muy similar a la del año pasado, un 85%, sostuvo Antonio Jiménez, gerente del Consorcio de Turismo. En cuanto a los apartamentos, a fecha de la muestra -el pasado lunes- el grado de ocupación es menor.

"En las previsiones turísticas hay que tener en cuenta una serie de condicionantes. El primero, la Feria de 2018 se celebra íntegramente en abril y sin el puente festivo del primero de mayo que tuvo en 2017. El segundo, que es una feria temprana. El tercero, las previsiones meteorológicas, después de varias semanas con temporales en la ciudad y en el conjunto de España. Y cuarto, que las reservas de última hora volverán a ser fundamentales", enumeró el gerente del Consorcio de Turismo de Sevilla.

Estas previsiones para los hoteles oscilan entre el 74,5% del domingo de Feria y el 82,7% del lunes. Durante tres jornadas las estimaciones superan el 89% (hoy sábado, el lunes y el martes). En cuanto a las categorías, los mayores niveles de ocupación están en los 5 estrellas (4 días rozando el 90% y con el lunes con la ocupación máxima, el 95,8%) y en los 4 estrellas.

En cuanto a la previsión del tiempo, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) no contempla precipitaciones ni hoy ni mañana. El lunes sí se anuncian lluvias por la mañana, con un 55% de probabilidad. Hasta el jueves los cielos estarán despejados con algunas nubes. Los primeros días de la Feria serán más frescos, sobre todo por las noches, con mínimas de 8 grados una humedad elevada. A partir del lunes, los termómetros comenzarán a ascender, registrándose máximas de más de 27 grados a final de semana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios